Asambleísta promueve tipificar violencia mediática contra las mujeres

La diputada local Mariana Moguel Robles propuso modificar la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia local, con la finalidad de que se tipifique la violencia mediática y simbólica...

La diputada local Mariana Moguel Robles propuso modificar la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia local, con la finalidad de que se tipifique la violencia mediática y simbólica contra ese sector de la población.

Argumentó que “a pesar de los avances que se han dado en la Ciudad de México en pro de los derechos de las mujeres, la Ley de Acceso de las mujeres a una Vida Libre de Violencia del DF no contempla explícitamente esas formas de violencia contra ellas”.

La iniciativa presentada por Moguel incorpora dos categorías de violencia contra la mujer aún no reconocidas en la legislación local: la violencia simbólica y la violencia mediática contra el sector.

De esa manera se dará nombre a un fenómeno creciente que pueden sufrir las mujeres y ayudará a definir sus límites en términos de acciones que constituyen casos de violencia.

Mariana Moguel definió a la violencia mediática como aquella publicación o difusión de mensajes e imágenes estereotipados a través de cualquier medio masivo de comunicación, que de manera directa o indirecta promueva la explotación de mujeres o sus imágenes.

Asimismo, que injurie, difame, discrimine, deshonre, humille o atente contra la dignidad de las mujeres.

En ese rubro también entran el uso de mujeres, adolescentes y niñas en mensajes e imágenes pornográficas, legitimando la desigualdad de trato o construya patrones socioculturales reproductores de la desigualdad o generadores de violencia contra ellas.

En cuanto a la simbólica, Moguel Robles especificó que se da a través de patrones estereotipados, mensajes, valores, íconos o signos que transmitan y reproduzcan dominación, desigualdad y discriminación en las relaciones sociales y culturales, naturalizando la subordinación de la mujer en la sociedad.

“Cualquier tipo de violencia contra la mujer es, ante todo, una violación a los derechos humanos y a sus libertades; al respecto se han dado grandes avances en materia de igualdad de género, pero falta mucho para lograr una vida libre de violencias para las mujeres de esta ciudad”, finalizó la priista.