Colombia tiene talentos para la danza contemporánea: Hervé Palito

Colombia tiene jóvenes talentos para apostarle a la danza contemporánea, aseguró el maestro francés Hervé Palito, quien es asesor del Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, en su programa Alma en...

Colombia tiene jóvenes talentos para apostarle a la danza contemporánea, aseguró el maestro francés Hervé Palito, quien es asesor del Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, en su programa Alma en Movimiento, que es el semillero para una futura compañía de danza.

Alma en Movimiento es un proyecto de una alianza público-privada entre el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo y el grupo financiero Bancolombia, para formar bailarines profesionales con jóvenes que reciben una beca para sus estudios en Bogotá.

Hervé Palito, es maestro y director de danza, con formación en el Conservatorio de La Rochelle (Francia). En 1985 comenzó su trayectoria como bailarín en el Ballet de XXième Siecle de Maurice Béjart en Bruselas, y posteriormente, en el Bejart Ballet Lausanne, compañía en la que permaneció hasta 1995.

El maestro francés fue supervisor del montaje de obras de Maurice Béjart (para el Ballet de la Ópera de París, el Stuttgart Ballet, Staatsoper Berlín, el Tokyo Ballet, Aterballeto de Regio Emilia, el Ballet de la Comunidad de Madrid y el Ballet du Rhin de Mulhouse, entre otras), y Nacho Duato (para el Ballet de Basilea, la Companhia Nacional de Bailado de Lisboa y la Ópera de Stockolm).

“Siento que estos jóvenes han tenido una buena dirección, ahora será trabajar para conseguir llegar a un modelo profesional interesante”, contó el maestro a Notimex, durante una entrevista en un espació del taller que dirigía a los jóvenes becarios, que provienen de diferentes ciudades de Colombia.

Dijo que no “pretendo ser coreógrafo, pero para ellos (los jóvenes) lo más interesante es confrontarse con un proceso creativo. Así juntos creamos una pequeña pieza, pero aún es un proceso, no está preparada para mostrar”.

“Ellos han creado un material que yo he editado, lo he transformado para darle más nivel. Y ahora estamos aquí dando más matices, trabajando para llegar a un nivel más alto”, explicó en uno de los salones de ensayos del Teatro Mayor.

En su opinión para ser bailarines profesionales es necesario tener una dedicación, no del ciento por ciento, sino del 500 por ciento, es como “un deportista de alto nivel, solo que la competición es cada día. Hay que tomarlo en serio y enriquecerse con la experiencia posible.”

“El cien por ciento no es suficiente implica llegar al 500 por ciento. No es solamente el cuerpo el que se tiene que forzar por medio de la danza. La danza es un medio de expresión, no es un deporte”, sostuvo.

Para Palito en la danza se tiene que plantear lo que los bailarines “tienen dentro y que quieren transmitir. Somos como filtros, utilizamos las experiencias de la vida, nuestras emociones que re-transmitimos en el escenario. Es importante que ellos (sus alumnos) se planteen todo eso. Que su danza no sea solamente física”.

En sus consejos a los becarios Palito reitera una y otra vez: “Para ir a un escenario, tenemos que llegar a un nivel de perfección. Y este trabajo de confrontarse con el público, de empujar el trabajo es ahí donde se consigue llegar a un buen nivel”.

En cuanto a la situación de la danza en América Latina, Palito afirmó que en Chile Argentina y Brasil “hay compañías muy importantes de hace muchos años, han salido buenos maestros y hay mucho más nivel que en otros países de la región”.

En Colombia, apuntó, está todo por hacer y tiene la gran ventaja de los jóvenes talentos y hay maestros en danza con buena formación, pero “las academias en Colombia están más en un negocio que en la construcción de la danza propia”.

Palito sostuvo que conoce en Colombia “gente que bailan desde los 10 años y no tienen ningún nivel, y eso no es normal” y en este sentido valoró el trabajo que desarrolla el Teatro Mayor y el grupo financiero Bancolombia, con el proyecto Alma en Movimiento.

En América Latina “hay tres países que son muy fuertes: Brasil, Argentina y Chile. Tienen buen nivel, hacen carreras internacionales. Esto toma su tiempo, no se puede hacer de un día para otro. Tienen muy buenos bailarines”.

Para el maestro francés, la danza en América Latina “tiene mucho futuro porque la danza es un arte. Hay mucha gente que piensa que hay que ser iniciado para presenciar un espectáculo de la danza”.

La idea de este proyecto Alma en Movimiento en Colombia, “es darle más visibilidad, más gente va a conocer la danza, más gente va a disfrutar de la danza. La danza no es como la opera que tienes que conocer el guión para entender la historia”.

“Para mí la danza no es un arte narrativo es más si quieres contar algo mejor dilo en palabras. La danza es como la música, es más de emociones, más de sensaciones”, enfatizó Palito.