Resaltan en Nuevo León que un 10% de nacimientos son bebés prematuros

En el marco del Día Mundial del Niño Prematuro, el Hospital Universitario (HU) exhortó a la población a reconocer y atender este problema que, dijo, afecta a más del 10 por ciento de los nacimientos...

En el marco del Día Mundial del Niño Prematuro, el Hospital Universitario (HU) exhortó a la población a reconocer y atender este problema que, dijo, afecta a más del 10 por ciento de los nacimientos en la entidad

La institución de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) refirió que en el mundo, por lo menos, uno de cada 10 bebés nace prematuro y esta estadística va constantemente en aumento.

Manifestó que en el HU cada año se registran 10 mil nacimientos, de los cuales, el 10 por ciento son prematuros y en la Clínica de seguimiento del recién nacido de alto riesgo, cada año se brinda atención a dos mil 800 menores.

Indicó que aunque se pudiera considerar de alto riesgo en las primeras semanas después del nacimiento, el desarrollo de un prematuro trae consigo más complicaciones para el futuro.

La neonatóloga y profesora del Departamento de Pediatría del HU, Adriana Nieto Sanjuanero, señaló que es importante que los nacidos prematuros tengan un especial seguimiento con el apoyo de un equipo multidisciplinario.

Un bebé prematuro, advirtió, puede desarrollar problemas pulmonares, intestinales, cardiovasculares, infecciones por las bajas defensas, falta de vista o sordera.

Pero en cada bebé la situación es distinta, ya que ante menor período de gestación, los nacidos pueden presentar daños más severos como parálisis cerebral, problema motriz o ceguera, externo.

Puntualizó que “se dice que hasta el 50 por ciento de los niños que nacen prematuros van a tener alguna alteración en el desarrollo, ya sea problemas del lenguaje, problemas de conducta, del aprendizaje”.

En el HU, apuntó, a través del Centro Regional de Enfermedades Pediátricas, se cuenta con la clínica de seguimiento del recién nacido de alto riesgo, donde se atiende al menor prematuro hasta los 15 años de vida.

“A todos los pacientes - nacidos prematuros - se les hace un examen neurológico en cada consulta, buscando algún trastorno del neurodesarrollo; se les da un programa de estimulación temprana o de intervención neuromotriz; se utiliza pruebas de desarrollo para estimar el nivel de inteligencia “, explicó.

Mencionó que “enfocamos en qué parte anda bajo para enviarlo a alguna institución “.

La especialista sostuvo que “no vamos a prevenir la incidencia de las alteraciones, pero podemos detectarlas antes para darles tratamiento y que haya menor cantidad de secuelas”.

En el Día Mundial del Niño Prematuro, exhortó a la población a tomar conciencia de este problema que de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS) en el mundo afecta cada año a 15 millones de recién nacidos.

Aunque se desconocen las causas exactas qué originan el nacimiento de un bebé antes de las 37 semanas de gestación, precisó que para disminuir el riesgo es importante la planificación del embarazo, el control prenatal y el consumo de ácido fólico durante el embarazo.

Para el nacido prematuro, subrayó, la lactancia es de vital importancia para su desarrollo.

Reconoció que “si bien, cada vez hay más prematuros, también sobreviven más gracias a la tecnología que hay en muchos hospitales; cada vez tenemos vivos que se van a su casa “.

La especialista consideró “importante humanizar los cuidados hacia los bebés prematuros, que cada vez los hospitales puedan ingresar a los padres a las unidades neonatales para que ellos también proporcionen los cuidados a sus bebés”.