Innovación empresarial, más rápida por la digitalización de procesos

La digitalización de procesos ayuda en la vida personal y laboral, y la adopción de nuevos procesos para realizar tareas apuesta por la conectividad y la reducción de tiempos para que las personas...

La digitalización de procesos ayuda en la vida personal y laboral, y la adopción de nuevos procesos para realizar tareas apuesta por la conectividad y la reducción de tiempos para que las personas realicen diferentes actividades.

Al respecto, el gerente de Servicios de Siemens PLM Mesoamérica, Javier Hidalgo Reygadas, señaló que la digitalización aprovecha conocimientos y optimiza procesos, y reconocer su importancia es también asumir que ésta sucede cada día y en todas partes.

“La digitalización es una realidad, ya está presente en la industria y a nivel personal con el uso de tecnologías de la información, con el uso de aparatos como teléfonos inteligentes o tabletas, y con aplicaciones que integran funciones o procesos en algo que quizá otra compañía ha desarrollado”, indicó.

Para mejorar la productividad de una empresa es necesario tomar decisiones rápidas, y la digitalización permite que los análisis sean más rápidos y que las decisiones que mejorarán a la compañía se tomen con un proceso controlado y teniendo en cuenta todas las variables posibles.

Sin embargo, para trasformarse apropiadamente es necesario hacer un examen de la situación en la que se encuentra la empresa, ya que para digitalizarse no basta con la adopción de herramientas y soluciones que han funcionado para otros, el cambio debe atender a las necesidades propias y a sus características básicas, manifestó.

“Todos los procesos tienen un cuello de botella que hay que optimizar, y hay que entender la necesidad de resolverlo, y habrá que diseñar un proyecto de integración para cada tipo de compañía”, expuso en entrevista.

Hidalgo Reygadas agregó que es importante adoptar los nuevos modelos que sobrevivirán en el mercado que se trasforma, si es que se busca una evolución en el modo de trabajo y en la atención a clientes, que a su vez buscan innovación y eficiencia en lo que se les ofrece.

Apuntó que la evolución en el modo de trabajar es algo que siempre se presenta en la historia del hombre, y el tiempo para que surjan nuevas maneras de hacer las cosas se acorta cada vez más debido a que el ingenio hace lo que debe para mejorar las condiciones de vida de las personas.

“Lo que vaya a venir después va a llegar más rápido de lo que se tardó la tecnología anterior, entre la industria 1.0 que es la máquina de vapor hacia la línea de ensamblaje de Henry Ford, pasaron más de 100 años, hacia la tercera innovación pasaron como 30 o 40 años, y el tiempo se va reduciendo para que llegue algo muy innovador”, dijo.

La adaptabilidad de las empresas debe ocurrir rápido y debe ser eficiente si es que éstas quieren permanecer en escena, dentro de un mundo que ya sea ha trasformado y que ahora lo hace con una velocidad mayor, concluyó.