ArteFactum representa a México en festival de teatro de Túnez

Contribuir a preservar las tradiciones mexicanas y al mismo tiempo hacer del arte y la cultura mexicana una industria cultural pujante son objetivos de la empresa independiente ArteFactum, que dirige...

Contribuir a preservar las tradiciones mexicanas y al mismo tiempo hacer del arte y la cultura mexicana una industria cultural pujante son objetivos de la empresa independiente ArteFactum, que dirige Gilberto Soberanes, y cuyos primeros dos proyectos han comenzado a dar frutos internacionales.

Estos proyectos son una caravana cultural y los montajes “Ramiro y Julieta” y “Veneno Hamlet”, dos versiones libres a los textos clásicos (Romeo y Julieta y Hamlet), de William Shakespeare, ambos escenificados con alusión a tradiciones mexicanas, narrados a partir de canto cardenche, sones veracruzanos y hasta música de José Alfredo Jiménez.

Entrevistado vía telefónica desde Túnez, a donde el grupo viajó para ofrecer funciones el 21 y 23 de este mes en el Festival Internacional de Teatro de ese país, Alejandro Santiago, el director artístico de la compañía, habló a Notimex de lo bien que les ha ido como entidad independiente, interesada en fomentar la cultura mexicana dentro y fuera del país.

Santiago recordó que tienen varios años de experiencia y que actualmente trabajan en un par de proyectos que los han posicionado muy bien en la escena mexicana; la caravana, que incluye talleres, la función y una especie de degustación que tiene como propósito enamorar a la gente de la cultura mexicana.

Lo interesante, expuso, es que cuentan con toda la infraestructura para mover esos proyectos, ir a comunidades marginadas, de difícil acceso, llevando no sólo una obra de teatro, sino talleres y actividades que en conjunto representan el concepto nacionalista con el que se busca enamorar al público de la cultura mexicana.

El segundo proyecto, expuso, son los montajes que se trabajan sobre una plataforma de tradición mexicana, por ejemplo, dijo, “Veneno Hamlet”, lo hace sobre la tradición del Día de Muertos; ambas son obras que rescatan tradiciones mexicanas y “nos ha ido muy bien en México, pero sobre todo en el extranjero”.

En este momento, señaló, se encuentran en Cártago, para representar a México en el Festival Internacional de Teatro de Túnez, donde el 21 de este mes ofrecen “Veneno Hamlet” y el 23 “Ramiro y Julieta”; antes estuvieron ya en la IV Conferencia de la disciplina en Azerbaiyán.

Inquirido sobre su experiencia de éxito como compañía independiente, destacó que son una fusión de cuatro empresas que sumaron esfuerzos para darle potencia a ArteFactum, además están trabajando con importantes empresas como Aeroméxico, Cemex de Egipto, y hacen muchas más cosas como publicidad, difusión, marketing, etcétera.

La inquietud, recordó era cómo poder generar recursos para poder mover sus productos culturales y ayudar a fortalecer la industria cultural en México, donde hay muchas propuestas pero falta madurar como industria.

Y es que si bien hay muchas escuelas de actuación, coreografía o dirección, no las hay de gestión o de marketing, que enseñen a la gente a vincular la cultura con los negocios para potenciarla, y esa es la labor que han estado haciendo ellos, aprendiendo de lugares del mundo donde ya tienen esa experiencia exitosa en materia empresarial.

Por su parte, Soberanes, quien es productor y director técnico de los montajes, puso énfasis en que parte del secreto ha sido ir generando vínculos, por ejemplo con las embajadas de los países que visitan y de ahí han surgido otras invitaciones y propuestas para hacer que la cultura y el arte sean un vínculo más que estreche la relación entre los países.

Dentro del país, expuso, venden la caravana cultural a los estados y son ellos los que determinan a qué comunidades ir.

“Buscamos aprovechar nuestra infraestructura para salir a los lugares más apartados, de escasos recursos, y llevar a la gente estas propuestas multidisciplinarias, que son toda una fiesta”, abundó.

Puso énfasis en que una de las ventajas es que al contar ellos con la infraestructura los costos no son onerosos y eso, aunado a los patrocinios que han conseguido les ha permitido ir más allá de las fronteras.

Actualmente, reveló, están trabajando un vínculo muy importante con Aeroméxico que esperan pronto les de buenos frutos.

Sobre los retos de llevar la representación de la cultura mexicana fuera del país, explicó que sus espectáculos se trabajan a partir de textos originales y proyecciones multimedia; que antes de la escenificación hay una especie de introducción, en este caso, al árabe e inglés, y que el resto lo hace la calidad del espectáculo.

Luego de este fructífero 2016, adelantó, la caravana tendrá una gira nacional que recorrerá ocho estados y que empezará en el Teatro Sergio Magaña de la capital mexicana, el 14 y 15 de enero del 2017.