Cumbre de Marrakech urge por mayor ambición ante cambio climático

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP22) urgió hoy a los gobiernos a “elevar la ambición y fortalecer la cooperación” para cumplir los objetivos de temperatura global a largo...

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP22) urgió hoy a los gobiernos a “elevar la ambición y fortalecer la cooperación” para cumplir los objetivos de temperatura global a largo plazo, conforme al Acuerdo de París.

El presidente de la COP22 y ministro de Asuntos Exteriores de Marruecos, Salaheddine Mezouar, leyó la Proclamación de Marrakech con la que se insta a seguir el camino de implementación y acción sobre el clima conforme a los acuerdos ya adoptados.

El texto, emitido tras concluir el segmento de alto nivel de la COP22 y un día antes de que concluya el evento, destaca que es necesario cerrar la brecha entre la trayectoria de emisiones de gases contaminantes y el camino para lograr su reducción a largo plazo.

Para ello, se pide “se incremente el volumen, flujo y acceso al financiamiento para proyectos climáticos” y para la mejora de la capacidad y transferencia de tecnología de países desarrollados a naciones en desarrollo.

“Solicitamos, unánimemente, una mayor acción y apoyo en materia de cambio climático, bien para antes del año 2020, tomando en cuenta las necesidades específicas y circunstancias especiales de los países en desarrollo, los menos adelantados y los más vulnerables al impacto climático”.

“Hacemos un llamado a todos los actores no estatales para que se unan a nosotros para una acción y movilización inmediatas y ambiciosas, construyendo sus propios logros, tomando nota de las numerosas iniciativas”, según el texto de Proclamación.

Asimismo, se recuerda que “la transición de las economías requiere alcanzar los objetivos del Acuerdo de París” y con ello proporcionar una oportunidad para aumentar la prosperidad y el desarrollo sostenible”.

El Acuerdo de París aprobado en la COP21, realizada en 2015, busca que la temperatura media del planeta no suba en este siglo más de dos grados centígrados (sobre niveles preindustriales de 1890) y se compromete a trabajar para que no supere los 1.5 grados centígrados.

Asimismo, establece la ruta para que el financiamiento en esta lucha cuente con 100 mil millones de dólares a partir del 2020, y se establecen las bases de cooperación, que a partir de la COP22 de Marrakech se deben afinar por parte de los 196 gobiernos presentes.

“La Conferencia de Marrakech marca un importante punto de inflexión en nuestro compromiso de reunir a todo la comunidad internacional para abordar uno de los mayores desafíos de nuestro tiempo”, añadé el documento.