Inflación de tres dígitos devoró al bolívar venezolano este año

El billete de mayor denominación en este país perdió 99.00 por ciento de su valor como consecuencia de la avasallante inflación de tres dígitos, que azota a los venezolanos, aseguró el economista...

El billete de mayor denominación en este país perdió 99.00 por ciento de su valor como consecuencia de la avasallante inflación de tres dígitos, que azota a los venezolanos, aseguró el economista privado Agustín Barrios.

“Según estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI), este año la inflación en Venezuela cerrará en 700.00 por ciento”, precisó el catedrático jubilado de la privada Universidad Católica Andrés Bello y exdirectivo del extinto Banco Nacional de Descuento (BND).

Barrios, en diálogo con Notimex, afirmó que 100 bolívares impresos en el año 2008 y puestos en circulación en enero de ese mismo año, equivalen actualmente a un bolívar, por lo que la impresión de billetes de más alta denominación son una necesidad imperiosa.

“El Banco Central de Venezuela (BCV) debe acelerar la actualización de los billetes que circulan en el país para adaptarnos a la realidad inflacionaria, ya que con los actuales nada se puede comprar”, destaco Barrios.

En la actualidad, el billete de mayor denominación en uso es el de 100 bolívares, que equivale a ocho centavos de dólar en el mercado negro. “El retiro de 600 bolívares de un telecajero no alcanza hoy para pagar un refresco o un café grande”.

Destacó que a medida que se dispara la inflación, los billetes en uso casi perdieron su valor, lo que convierte las transacciones más básicas en pesadillas logísticas, pues los bancos tienen que lidiar con los costos de mover enormes cantidades de billetes.

“Los cajeros automáticos se quedan sin efectivo en cuestión de horas y las monedas son prácticamente inservibles en un país agobiado por una profunda contracción económica y un aumento de la agitación política, generada por el propio gobierno”, destacó el economista.

Barrios resaltó que para mantenerse al ritmo de una inflación de tres dígitos, el gobierno socialista de Venezuela, un enérgico crítico del dominio global del dólar, contrató al proveedor exclusivo de papel moneda de Estados Unidos para que le provea de nuevos billetes.

Hace unas semanas, el Banco Central de Venezuela (BCV) otorgó a De La Rue (Reino Unido) y Crane Currency, impresora de valores de Boston, la mayor parte del contrato para imprimir nuevos billetes de una mayor denominación.

“Ambas firmas producirán billetes de 500, 1000, 10 mil y 20 mil bolívares, los cuales el BCV pondrá en circulación entre diciembre próximo y enero de 2017, por lo que los analistas vaticinan desde ya una mayor inflación para Venezuela”, advirtió Barrios.