Trump se retracta de calificar protestas como “muy injustas”

El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, se retractó hoy de haber calificado las protestas en su contra como “muy injustas”, y este viernes consideró a los manifestantes como personas...

El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, se retractó hoy de haber calificado las protestas en su contra como “muy injustas”, y este viernes consideró a los manifestantes como personas con pasión por el país.

“Me encanta el hecho de que el pequeño grupo de manifestantes de anoche tenga pasión por este país. Todos nos uniremos y estaremos orgullosos”, expresó Trump en su cuenta de mensajes cortos Twitter.

Horas antes, Trump había afirmado en un mensaje que parecía más en sintonía con el habitual tono belicoso de su campaña: “acabo de tener una muy abierta y exitosa elección presidencial. Ahora, manifestantes profesionales, incitados por los medios, están protestando. Muy injusto”.

La noche del jueves, cientos de manifestantes se congregaron afuera de la Torre Trump, así como en las plazas Unión y Washington, de Nueva York, en una réplica de la protesta que el miércoles reunió a miles de personas bajo el eslogan “No es mi presidente”.

Las protestas también sucedieron el miércoles y el jueves en Washington, Boston, Chicago, Los Angeles, Oakland, San Francisco, Denver y Portland, en esta última ciudad fueron declaradas la noche del jueves como disturbios.

Los manifestantes se quejan de que Trump es, a su juicio, un hombre misógino, homófobo y racista, además que no tiene el temperamento para ser el presidente del país más poderoso el mundo.

El jueves por la mañana, uno de sus subalternos más agresivos retóricamente, el exalcalde de Nueva York, Rudolph Giuliani, calificó a los manifestantes como “un grupo de bebés llorones y malcriados”.

David Gaddis, quien participó en las protestas del jueves en Nueva York, consideró que es importante mostrarle al mundo que una persona como el presidente electo no es representativo de Estados Unidos, y que no forma parte de la tradición liberal de este país.

“Desde el inicio de su campaña su estrategia fue enfrentar a un grupo de estadunidenses contra otros, y aún lo sigue haciendo. Tenemos que alzar la voz contra eso”, declaró Gaddis a Notimex.