Escándalo obliga a presidenta surcoreana a cambios en su gabinete

El escándalo que involucra a una amiga de la presidenta de Corea del Sur, Park Geun-hye, acusada de intervenir en asuntos estatales, ha obligado a la mandataria a una remodelación de su gabinete...

El escándalo que involucra a una amiga de la presidenta de Corea del Sur, Park Geun-hye, acusada de intervenir en asuntos estatales, ha obligado a la mandataria a una remodelación de su gabinete gubernamental.

En plena crisis política, y a un año de las elecciones generales, el gobernante conservador Partido Saenuri también ha sido alcanzado por esta situación aunado a que la popularidad de Park se ha derrumbado a mínimos históricos.

El partido Saenuri, que inesperadamente perdió la mayoría parlamentaria en abril pasado, ya se había dividido en dos facciones cuando muchos de sus miembros de alto rango decidieron distanciarse de Park, incluso antes del reciente escándalo.

En un movimiento forzado, Park nombró primer ministro a Kim Byong-joon, exsecretario de la administración liberal de Roh Moo-hyun, en medio de los crecientes llamamientos de los partidos políticos y de la sociedad civil para una reorganización del gobierno.

La Oficina del presidente también designó a Yim Jong-young, jefe de la Comisión de Servicios Financieros, como nuevo ministro de Estrategia y Finanzas, reportó la agencia surcoreana de noticias Yonhap.

Algunos analistas opinaron que no parece que estos cambios apacigüen a la sociedad surcoreana, que sigue reclamando la dimisión de Park a la espera de conocer más detalles sobre el interrogatorio a Choi Soon-sil, confidente de la presidenta.

El nombramiento de Kim, que tiene fama de liberal, parece ser una propuesta de la conservadora Park para aplacar a la oposición y calmar la ira pública por el escándalo que involucra a su amiga Choi, quien está bajo custodia.

El domingo pasado Park llevó a cabo una reorganización parcial de su oficina, nombrando a nuevos secretarios para los asuntos civiles y relaciones públicas.

La mandataria surcoreana nombrará pronto a un nuevo jefe de personal y a otros dos jefes secretarios para la coordinación de políticas y asuntos políticos.

"Este reemplazo del primer ministro y ministro de Hacienda no puede estar sucediendo sin discutirlo con la oposición", sostuvo Park Jie-won, líder del opositor Partido Popular en una reunión de su organización.

"No seguiremos con este movimiento para cambiar la situación actual con el cambio de personal", aseguró Park, quien añadió que su partido boicotearía las audiencias de nominación.

Al respecto, la fiscalía solicitó este miércoles que un tribunal local emita una orden para arrestar formalmente a Choi, quien es sospechasa de influir en los asuntos estatales a través de su amistad con Park.

La mujer, de 60 años de edad, también está acusada de malversar fondos de las dos organizaciones sin fines de lucro Mir y K-Sports, que recibieron decenas de miles de millones de dólares en donaciones de los conglomerados locales.

Por su parte, el nuevo ministro de Finanzas de Corea del Sur, Yim Jong-yong, dijo el miércoles que mantendrá la política macroeconómica acomodativa y prometió mantener estable la cuarta economía de Asia.

"Siento una gran responsabilidad después de haber sido nombrado ministro de Hacienda en tiempos económicos serios", dijo, pocas horas después de que la Presidencia lo nombrara como titular para suceder a Yoo Il-ho.