La vicepresidenta de la Comisión Especial de Reclusorios de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), Rebeca Peralta León, impulsa la creación de una clínica especializada en enfermedades mentales o psiquiátricas para la población carcelaria.

En un comunicado, la legisladora local señaló que en las prisiones de ciudad, mil 30 personas privadas de su libertad son inimputables o con algún grado de enfermedad mental, por lo que consideró indispensable esta medida.

Comentó que iniciará pláticas con las autoridades del Sistema Penitenciario de la ciudad para hacerles el planteamiento, porque tan solo en el Centro Femenil de Reinserción Social de Tepepan existen 60 internas con problemas mentales.

De esas internas, agregó, 40 necesitan atención psiquiátrica debido a que sufren de alucinaciones, alteraciones de la memoria y la razón, y han perdido el contacto con la realidad.

La diputada del PRD dijo que la clínica de especialidades psiquiátricas –que se podría construir o adecuar en la Torre Médica de Tepepan- estaría bajo la operación de la secretaría de Salud, dependencia que atiende a los más de 32 mil internas e internos que compurgan condenas en el sistema carcelario de la ciudad.

Precisó que en las prisiones de la capital del país alrededor de 1, 030 personas privadas de su libertad son inimputables o con algún grado de enfermedad mental, “y ya estamos revisando sus expedientes para ver cómo les podemos ayudar para que salgan de las cárceles”.

Puntualizó que en materia penal se prevé las figura jurídica de personas inimputables, las cuales pueden lograr el beneficio de la libertad anticipada, pero para tal efecto se requiere un certificado que demuestre el estado de salud mental para aquellos que enfrenten enfermedades psicológicas.

O, en su caso, un certificado médico que acredite el grado de lesión que permita generar certeza del estado de vulnerabilidad por la disminución o incapacidad física con que cuenta el interno o internas, concluyó.