El jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera Espinosa, deseó suerte a los pilotos mexicanos Sergio "Checo" Pérez y Esteban Gutiérrez, en su participación en el Gran Premio de México, de Fórmula 1, al asistir en familia a disfrutar del espectáculo.

Acompañado por sus hijos, en el Autódromo Hermanos Rodríguez, Mancera Espinosa señaló que "es un orgullo que dos corredores -mexicanos- estén en la máxima justa deportiva del automovilismo, venimos con mucho ánimo".

En el evento de talla internacional, también supervisó junto con el secretario de Seguridad Pública local, Hiram Almeida Estrada, la seguridad de los asistentes.