En la temporada invernal 60 por ciento de las consultas en medicina general son por infecciones de vías respiratorias, entre ellas influenza estacional, indicó el especialista Javier Ortiz Ibarra.

Más de 90 por ciento de los casos son provocados por virus, por lo que los médicos y la población en general deben evitar tratarlos con antibióticos pues no sirven para enfermedades virales y se corre el riesgo de crear resistencia a esos fármacos.

"Se estima que uno de cada cuatro adultos va tener gripa en la época de frío y la mitad de los menores de cinco años van a presentar por lo menos un evento en esta temporada", indicó el infectólogo pediatra, del Hospital Ángeles del Pedregal,

Los síntomas de las enfermedades respiratorias virales son congestión, nasal, lagrimeo, malestar general, dolor de cabeza y en algunos casos fiebre.

Estos padecimientos son causa de ausentismo laboral y escolar, y cuando se estornuda o tose las gotas de saliva que pueden contagiar el virus alcanzan una longitud de medio metro.

En entrevista, Ortiz Ibarra mencionó que de acuerdo a estudios realizados en la Unión Americana el reposo y la ingesta abundante de líquidos son dos factores clave para recuperarse del resfriado.

Los medicamentos antivirales que contengan amantandina o rimantandina son eficaces para aliviar los síntomas de la gripa.

Recomendó lavarse las manos, llevar una dieta equilibrada, tomar líquidos, evitar cambios bruscos de temperatura y lugares concurridos, ventilar las casas y dejar que entre el sol porque eso ayuda a terminar con los virus, mantener limpias las cubiertas de la cocina, barandales y perillas de las puertas.

Así como evitar tocarse la cara y los ojos, y no olvidar limpiar los teléfonos celulares y otros dispositivos móviles que por el calor pueden mantener vivo el virus durante horas.