La “Latinale”, el festival móvil de poesía latinoamericana que inicia hoy en Berlín, cumple este 2016 su décimo aniversario con fuerte presencia mexicana, en el marco del Año Dual México-Alemania.

El evento está dedicado este año a la poesía animal y sonora. En el acto de presentación de “Poesía Animal”, en el Instituto Iberoamericano en Berlín, se realizó una actuación (Performance) que presentó el poema como un sistema de expresividad individual y animada.

El Festival, que se inauguró este viernes y cuenta con la colaboración del Instituto Cervantes, se podrá ver hasta el próximo 3 de noviembre en diferentes ciudades alemanas.

“Este año van a ir a Osnabrück y Bremen. Se hace así para aprovechar la estancia de los invitados”, declaró a Notimex Helga Schneider, del Instituto Cervantes de Berlín.

Señaló que la cita adelantó este año sus fechas para poder coincidir con el “StadtSprache Festival” (Festival Ciudad y Lenguaje), que presenta a autores de diferentes países que viven en Berlín.

La idea de la “Latinale” surge de otro festival que se llamó “Salida al Mar”, que programó en Argentina durante dos años Timo Berger, uno de los curadores encargados de la “Latinale”.

Berger coincidió allí con Rike Bolte, la otra curadora del festival, y decidieron realizar un proyecto en Berlín.

Berger describió el festival “como una fiesta, una fiesta de la palabra poética, donde el mismo público acaba de conocer a los poetas y se traban amistades”.

Maricela Guerrero, poeta mexicana invitada a formar parte de la programación de “Latinale” por segunda vez, describió el encuentro como “importante por la posibilidad de conocer otras poéticas latinoamericanas”.

Dijo que en México el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (CONACULTA) también promueve las traducciones y la posibilidad de salir con estos trabajos al exterior, pero “Latinale” –dijo- forma otra vía alternativa de proyección hacia afuera.

Los poemas que presentó pertenecen a uno de sus libros, el llamado “Fricciones”, una yuxtaposición de distintos lenguajes sobre el poema que friccionan. Una gran autora que se define como “desbaratadora” de la lengua y del pensamiento.

La cartelera inaugural del evento contó con la presencia de dos mexicanos más: Amaranta Caballero, que repite como artista invitada al festival, y Ricardo Castillo.

“Es para mí una oportunidad de tomar ciertos registros que rebasan el aspecto de pensar la poesía por escrito”, dijo Caballero, mientras Castillo deleitó al público con una performance de música y poesía acompañada de proyecciones audiovisuales.

Los poetas de México conformaron en la inauguración de la “Latinale” una expedición lingüística y sonora para explorar el mundo de los sonidos de los animales, sobre todo el universo de aves.

Para ello, también se contó con el diálogo poético de la escritora berlinesa, Monika Rinck, y su mundo de las aves.