Diplomáticos de Panamá firmaron hoy aquí la Convención sobre Asistencia Administrativa Mutua en Materia Fiscal de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), como un esfuerzo internacional contra la evasión fiscal.

El acuerdo firmado por la embajadora de Panamá en Francia, María Del Pilar Arosemena, obliga a Panamá a compartir información fiscal “sin condiciones” con los otros 104 países que han firmado el documento, explicó la OCDE en un comunicado.

La decisión de Panamá “es una confirmación de su compromiso de tomar los pasos necesarios para cumplir con expectativas internacionales en la lucha contra la evasión fiscal”, estimó el secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría durante la ceremonia de la firma.

“Es además una clara señal que la comunidad internacional está unida en los esfuerzos para acabar con la evasión fiscal en el extranjero. Continuaremos nuestros esfuerzos hasta que no quede ningún lugar para ocultar”, añadió Gurría.

En el comunicado, la OCDE reportó que el Foro de Transparencia global e intercambio de información fiscal publicará a principios de noviembre un reporte sobre el desempeño de Panamá en esta materia en los últimos tres años.

La firma de la convención es percibida por analistas como un paso importante dado por Panamá para poner fin a su imagen de paraíso fiscal de empresas fantasmas (offshore) que salió a la luz luego del escándalo periodístico de los “Papeles de Panamá”.

Los “Papeles de Panamá” revelaron que una firma de abogados panameña ayudó a millonarios y políticos de todo el mundo a evadir impuestos mediante la creación de empresas fantasmas.