Purificación Carpinteyro se excusa del debate de las leyes en telecomunicaciones

<p>La diputada del PRD, en una conferencia.</p>
La diputada del PRD, en una conferencia.
NOTIMEX

La diputada del PRDPurificación Carpinteyrofinalmente se ha excusado de participar en la aprobación de las leyes secundarias en materia de telecomunicaciones.La legisladora ha admitido que tiene planes para hacer negocios en el sector.

En una entrada reciente en su blog y en su cuenta de Twitter, la legisladora explica que deja el debate "con el único interés de no enturbiar el proceso de debate, discusión y votación de las Leyes Secundarias en materia de Telecomunicaciones".

Carpinteyro aclara que actualmente no tiene "ningún vínculo comercial ni de negocios en el área de telecomunicaciones", según su blog.

"Espero que mi caso sirva de ejemplo para que todos aquellos legisladores que SI tienen conflictos de intereses explícitos se excusen de la misma manera en la que lo hago yo", señala en el comunicado.

Llamado a la Telebancada

La diputada también hace un llamado a la "Telebancada" a que la acompañen "a mirar desde la barrera este proceso histórico; a que pongan a México en el papel preponderante y no a los medios que les mandan y les pagan".

Qque mi caso sirva de ejemplo para aquellos legisladores que SI tienen conflictos de interesesLa petición para que dejara el debate de las telecomunicaciones se lo hizo este mismo miércoles el presidente de su partido, Jesús Zambrano.

Este martes se difundió una grabación en la que la diputada habla con un empresario sobre la posibilidad de hacer negocios en el sector a la vista de la aprobación de las leyes en materia de telecomunicaciones. "Ya nos sacamos la lotería", dijo Carpinteyro a su interlocutor.

Este miércoles, la legisladora ha admitido que planea promover inversiones y negocios personales en el sector, aprovechando las nuevas leyes. Aunque esos negocios se desarrollarían una vez que terminara su periodo en la cámara, Carpinteyro ha admitido que ha comenzado a promover la idea ahora y proponerla a empresarios.

Sin embargo, la diputada no consideró que ello significque un conflicto de intereses y no creyó que fuera ilegal ni contrario a la ética. "No estoy arrancando el negocio ahorita, sólo lo estoy proponiendo".