Cinco años después de la muerte del 'Rey del Pop', estas son las fotos de "Los Michael Jackson"

  • La fotógrafa Lorena Turner ha retratado a decenas de imitadores del cantante y publica una antología en la que relata como han "reconstruido" la imagen del mito.
  • La artista llama "representantes de Michael Jackson" a los 35 hombres y mujeres que se dedican a emular al ídolo en aspecto, actitud y movimientos.
  • El explosivo fenómeno de los imitadores está relacionado con la "fluidez" de un personaje que facilita la identificación porque era un "enigma" sin "identidad fija".
<p>Montaje con tres de los imitadores de Jackson, a quienes la fotógrafa Lorena Turner prefiere llamar "representantes"</p>
Montaje con tres de los imitadores de Jackson, a quienes la fotógrafa Lorena Turner prefiere llamar "representantes"
© Lorena Turner - From the book "The Michael Jacksons" (Little Moth Press)

El 25 de junio de 2009 la fotógrafa y profesora universitaria Lorena Turner estaba en Nueva York ante el ordenador. Aunque no es una usuaria enganchada a Twitter, tenía abierta la cuenta y veía como emergían mensajes sobre la cambiante actualidad. De pronto leyó que Michael Jackson había muerto en Los Ángeles. Confirmó la noticia en varios medios de comunicación y puso la televisión, donde no se hablaba de otra cosa que del fallecimiento, poco antes de cumplir los 50 años y hace ahora cinco, del Rey del Pop.

A la fotógrafa, que se sentía "desconectada" del fanatismo por Jackson que había sentido durante la adolescencia en los años ochenta, se le reabrieron algunas heridas sentimentales, sobre todo cuando empezó a ver en directo en una cadena el homenaje espontáneo al artista al que acudían miles de personas frente al mítico teatro Apollo del Harlem neoyorquino, uno de las más importantes templos mundiales de la música negra. La siguiente decisión la tomó en segundos e irreflexivamente, porque se lo pedía el corazón: preparó un equipo de fotografía y se fue para allá.

"Muy conmovida"

"Tenía que estar cerca y sentir la misma experiencia que los demás, tenía que ver cómo la gente le recordaba, sobre todo después de quince años más o menos de no estar en el ojo público de una forma positiva. Me sentí muy conmovida por el espectáculo que se creó en Harlem", dice Turner en una entrevista con 20minutos.es. Lo que no sospechaba la fotógrafa es que dedicaría los siguientes cinco años a los imitadores (impersonators o look-a-likes, como dicen los estadounidenses) del gran y polémico artista muerto tras una vida de dolor, escándalo y fama, todos de tamaño planetario.

El resultado de la media década de entrega es el libro The Michael Jacksons (Los Michael Jackson), una colección de fotos y entrevistas con 35 imitadores, hombres y mujeres, del Rey del Pop a los que Turner prefiere llamar "representantes" del cantante porque viven entregados a mantener su imagen, que han "reconstruido" con la misma "autodeterminación feroz" que caracterizó la carrera de Jackson. El libro, publicado por la editorial Little Moth Press [168 páginas y un PVP de 34,95 dólares aún no fijado en euros], puede encargarse en la web del proyecto.

Personas de todos los orígenes y clases para quienes ser Jackson es un estilo de vida El volumen, que será puesto a la venta el 26 de agosto, tres días antes de la fecha en que se hubiese celebrado el 56º cumpleaños del ídolo y coincidiendo con la edición de la segunda colección póstuma de sus canciones, Xscape —con ocho piezas inéditas—, es un intento de "comprender las motivaciones" desde un punto de vista "etnográfico" de estas "personas fascinantes de todos los orígenes y clases sociales" para quienes ser como Jackson "es un estilo de vida" que ocupa "todas sus aspiraciones personales y profesionales".

"Sólo quedan el genio visual y musical, el talento"

En los años transcurridos desde 2009, entiende la fotógrafa, las preguntas y los escándalos que plagaron la existencia tortuosa de Jackson "se han desvanecido" y "sólo quedan el genio visual y musical, el talento". Si estos valores no fuesen "tan enormes", si la imagen proyectada por el artista en la cultura popular no fuese "tan imponente", resultaría imposible explicar cómo ha permanecido tan latente su presencia. "Incluso ahora, cinco años después de su prematura muerte, Michael Jackson sigue ejerciendo una enorme influencia en nuestra cultura" y el libro demuestra cómo "parece crecer y expandirse".

Todos tuvieron un momento decisivo: cuando Jackson les inspiró  En la búsqueda de personas que desean "ser como Michael Jackson y al mismo tiempo ser como ellos mismos", Turner localizó a intérpretes de varias zonas de los EE UU. Cada representer (representante) "tiene su individualidad, perspectivas de vida, metas profesionales y habilidades" y casi todos utilizan el vestuario y el maquillaje para aproximarse a la afilada nariz, los ojos y la mandíbula recompuesta de su mito personal. "Todos tuvieron un momento decisivo en su vida: cuando Michael Jackson les inspiró o ayudó a verse  a sí mismos como artistas".

Mujeres blancas, un paquistaní...

La primera impersonator a la que Turner fotografió en estudio —todos los retratos son sobre fondo negro para resaltar a los protagonistas— fue Devra Gregorio, una mujer caucásica de 51 años de edad que vive en San Diego. Luego posaron, entre otros, Sean Vezina, un bailarín que se ha ido transformando en Jackson progresivamente; el paquistaní Omar Rajpute, de 27 años, y la también blanca Jen Amerson, de 37, que se hace llamar artísticamente JenNjuice4MJ, es madre de varios hijos y dedica su tiempo libre a actuar y desarrollar una versión de Jackson que tiene especial popularidad online.

Crean una identidad híbrida con su representación de Jackson "Mientras veía a estos artistas se hizo evidente para mí que no estaban honrando tanto a Michael Jackson como creando una identidad híbrida a través de su representación de él. En otras palabras, estaban realizando una convergencia de su propia identidad con Michael Jackson", concluye Turner, quien admite que se ha preguntado muchas veces por las razones de esta fiebre.

"Un adulto-niño"

"Michael Jackson era un enigma, un cantante y bailarín, pero nunca se limitó a esa entidad fija. Fue un hombre capaz de criar a tres hijos sin pareja, un afroamericano que se intentó convertir en europeo a través del cambio de color de la piel y los rasgos faciales, un adulto que a veces se comportaba como un niño. Su personaje tiene una fluidez que permitía y permite a un montón de gente de diferentes circunstancias que se identifique con él", dice la fotógrafa.