Con una inversión de 80 millones de dólares y la generación de mil empleos directos, fue inaugurada la ampliación de la planta manufacturera de partes para la industria automotriz Bosch.

Junto con René Schlegel, presidente de Robert Bosch México, durante el acto, el gobernador Juan Manuel Carreras López dijo que en el 2018, Bosch San Luis Potosí se convertirá en la segunda planta más importante a nivel nacional, “por su tamaño, envergadura, capacidad y por su vocación de liderazgo e innovación”.

En un comunicado, destacó también la labor de la empresa, la cual propuso la implementación del modelo dual de educación en el estado.

Además, dijo, desarrolló los puntos para un mejor modelo, con el fin de fortalecer el vínculo entre el sector educativo y el productivo, “para generar las fortalezas de los centros de manufactura en el estado”.

Por su parte, Schlegel aseguró que desde 2009 hasta la fecha, la planta ha tenido un crecimiento “al lograr hasta este año un incremento de casi seis veces el número de asociados, una facturación 20 veces mayor y de 2015 a 2018 hay una inversión dos veces mayor que lo invertido hasta 2014”.

La ampliación se realizó en un área de 25 mil metros cuadrados e incluye un edificio de manufactura para el ensamble de nuevos productos, un centro logístico de distribución de productos terminados y un centro de ingeniería con un laboratorio de diseños y pruebas.

Además, un centro de capacitación, sala de entrenamiento de personal, oficinas y comedor.

En la planta laboran mil 700 personas y con la ampliación se generarán mil empleos más para alcanzar dos mil 700 trabajos durante el periodo de 2016 al 2018, que la colocará como la segunda más grande en la división de sistemas de gasolina en México.

Los directivos de Bosch, Gunter Daut, vicepresidente Comercial y Rüdiger Zeitler, vicepresidente Técnico, explicaron que en 2015 inició la formación de un centro de ingeniería con la capacidad de un centro de primer mundo.

Señalaron que “hoy contamos con 38 Ingenieros en el área de investigación y desarrollo, con un plan de crecer de 100 a 250 ingenieros en 2018”.

Robert Bosch San Luis Potosí se dedica principalmente a la fabricación de productos de gasolina para motor automotriz, con alto desarrollo tecnológico que permiten una mejor calidad de vida y eficiencia en el consumo de combustible.

Esta ampliación se suma a la producción del nuevo producto, el solenoide de fuerza lineal de la familia de los solenoides.