Mediante la red de Comedores Comunitarios, la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) ofrece alimentos a más de dos mil 500 personas originarias de Haití y de la República Democrática del Congo que se encuentran en la frontera norte de México, a la espera de cruzar hacia Estados Unidos.

En un comunicado, la dependencia informa que en estas acciones, iniciadas la víspera, participará con 455 mil raciones de alimentos diarios, de los cuales 250 serán desayunos y comidas para migrantes extranjeros en los Comedores Comunitarios de Tijuana y 200 en los de Mexicali.

Detalla que también ha repartido dos mil pantalones, igual número de camisas, 300 cobijas, 300 almohadas y 160 colchones para personas en estas condiciones de tránsito.

Refiere que ayer, los secretarios de Gobernación y de Relaciones Exteriores, Miguel Ángel Osorio Chong y Claudia Ruiz Massieu, respectivamente, así como de Desarrollo Social, Luis Miranda, recorrieron el albergue Cobina A.C., en Mexicali, Baja California.

Ello, señala, para constatar la atención básica que recibe dicha población, la cual será atendida a partir de las medidas cautelares emitidas por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y aceptadas por las autoridades.

Luis Miranda subrayó el apoyo de numerosas organizaciones de la sociedad civil para complementar la ayuda a los migrantes de Haití y del Congo.