Harrison Ford deja el hospital tras ser operado de una pierna

  • Ford sufrió un aparatoso accidente en el rodaje de la séptima entrega de Star Wars.
  • Una puerta hidraúlica del Halcón Milenario cayó sobre él.
  • El actor tuvo que someterse a una intervención quirúrgica en Londres.
  • Su representante ha anunciado que la operación ha sido un éxito y que comenzará la rehabilitación: "Se encuentra bien y está deseando volver al trabajo".

Harrison Ford ha abandonado el hospital londinense donde tuvo que ser operado el pasado sábado a causa de una rotura de pierna ocasionada en el rodaje del Episodio VII de Star Wars, donde encarnaba de nuevo al popular personaje Han Solo.

Unas fotografías publicadas por el diario Daily Mail muestran a Ford en silla de ruedas dejando el hospital.

Su representante ha informado en un comunicado que la operación ha sido un éxito y que el actor, de 71 años, comenzará en breve la rehabilitación. "Se encuentra bien y está deseando volver al trabajo", puntualizó.

La rehabilitación tendrá lugar en Estados Unidos, donde pasará las ocho semanas de baja que están previstas para su recuperación.

Siempre vuelvo a por más. Si no parece real la gente no creerá lo que veEl accidente se produjo en los estudios londinenses de Pinewood, cuando una puerta hidraúlica de su icónica nave, el Halcón Milenario, se cayó sobre él el pasado viernes 13 de junio. Aunque en un principio se informó que el actor se había roto el tobillo en el trance, finalmente se aclaró que había sido la pierna izquierda la que sufrió la rotura, y tuvo que ser intervenido para fijar la fractura.

Lucasfilm y Disney han asegurado que el accidente no impedirá que la película siga adelante con el calendario previsto (su estreno tendrá lugar el 18 de 2015), sin embargo su director, J.J. Abrams, confesó al London's Mirrow que ha tenido que realizar algunos ajustes "poner unas escenas delante y otras detrás".

La baja del actor ha hecho temer que la película sufriera un retraso para esperar a la total recuperación del actor, e incluso que se produjeran cambios en el guión, pero de momento todo parece seguir adelante como estaba previsto.

"Aunque siempre realizo mis carreras, saltos y caídas, trato de tener cuidado y no herirme", comentó Harrison Ford antes del accidente. Después de sufrir el percance, añadió: "Siempre vuelvo a por más. Si no parece real en pantalla la gente no creerá lo que ve" en referencía a su preferencia sobre hacer sus propias escenas de riesgo.

Cruise quiere un cameo

Entre tanto, y mientras Ford se recupera en su tierra natal, Tom Cruise podría estar manteniendo conversaciones con J.J. Abrams para participar en la nueva entraga de Star Wars en forma de un cameo, según ha informado Daily Mail.

Cruise viajó a Londres para reunirse con el director y otros responsables de la película. "El sábado cinco de ellos se vieron para comer y beber en el hotel Belgravia", declaró una fuente. "Los dos estarían encantados de trabajar el uno con el otro".