El gobierno de Nuevo León y representantes de una armadora automotriz firmaron un convenio de colaboración que cumple con todos los requerimientos de la Ley de Fomento a la Inversión y el Empleo y otras disposiciones estatales.

El gobierno del estado informó que luego de largas negociaciones se logró este martes formalizar el acuerdo definitivo con la armadora coreana, el cual significa al estado un ahorro de más de siete mil millones de pesos.

El gobernador Jaime Rodríguez Calderón destacó la colaboración de la empresa para lograr este convenio, a la cual además auguró éxito en todas sus operaciones en Norteamérica.

“Eso ayuda mucho a que los nuevoleoneses todos hoy estemos contentos de su generosidad y colaboraremos en todas las acciones que necesita la empresa para que pueda salir adelante”, indicó.

Se refirió también a los empleos generados por la armadora automotriz para los mexicanos, además de las condiciones económicas para la zona de Pesquería, en donde se encuentra ubicada la planta.

Por su parte el presidente de KIA, Seong Bae Kim, se comprometió a seguir trabajando en conjunto con el gobierno del estado.

“Como el señor gobernador siempre menciona en la prensa, nosotros también les queremos decir que no tenemos la duda de poder llegar a tener una buena amistad con el gobierno estatal y también poder llegar a compartir la estrategia de desarrollo de Nuevo León”, indicó.

“También les quiero prometer que nosotros, KIA, vamos a contribuir para el desarrollo tanto económico y social, también queremos llegar como una empresa orgullosa en Nuevo León", agregó el directivo.

Entre los acuerdos establecidos se menciona la inclusión en el paquete de incentivos de infraestructura a la zona del municipio Pesquería, para todos los habitantes actuales y futuros de esta zona.

También la inclusión de incentivos fiscales metalegales, como el pago de los impuestos sobre la Renta, al Valor Agregado, sobre Nóminas y de algunos otros que no están comprendidos por la ley.

Este solo punto representaba para el estado una erogación de casi cuatro mil millones de pesos, apuntó.

El gobierno del estado indicó además que se procedió a revertir un retraso en obras de conexión de servicios primarios que acarreaba el proyecto de más de seis meses, que concluyeron en diciembre de 2015 con la conexión eléctrica, agua y drenaje a la planta.

Añadió que este convenio es la culminación del proceso de ley para el otorgamiento de incentivos a los inversionistas, el cual fue firmado en su totalidad este martes.

Con la firma del convenio se da por concluido un problema heredado de la administración anterior, y se da paso a una nueva relación con la armadora y sus proveedores.