La aerolínea colombiana Avianca suspendió a partir de hoy sus vuelos “desde y hacia Venezuela”, tras un incidente con un avión militar de ese país, el cual fue minimizado por el presidente Juan Manuel Santos.

La aerolínea, que aplicará la suspensión por tiempo indefinido, afectará los dos vuelos diarios Bogotá-Caracas-Bogotá, y el que cubre la ruta Lima-Caracas-Lima cada día, informaron medios locales de prensa.

La empresa aérea colombiana, que ya había reducido las frecuencias de sus vuelos por los problemas cambiarios que registra Venezuela, reorientará además sus rutas procedentes de Europa con el fin de evitar el espacio aéreo venezolano.

El incidente se produjo la noche del viernes, cuando un vuelo de Avianca con 150 pasajeros a bordo detectó la presencia de un avión que volaba “a corta distancia” en momentos en que se encontraba en espacio aéreo venezolano.

El Ministerio de Defensa de Colombia indicó que unas horas después del incidente, las autoridades de Venezuela confirmaron que el avión que se acercó por un lapso de unos cuatro minutos al vuelo de Avianca era “una aeronave militar venezolana en misión de navegación”.

Este sábado, durante un acto en el departamento de Norte de Santander, fronterizo con Venezuela, el presidente Santos minimizó el asunto al señalar: “todo está arreglado. Ya hablaron los ministros, los cancilleres, ya se aclaró todo, todo está normal”.

Según el gobierno colombiano, los cancilleres y ministros de Defensa de ambos países conversaron sobre el incidente y “acordaron agilizar las comunicaciones entre los Sistemas de Alerta Temprana”, mientras autoridades venezolanas afirmaron que se trató de “una lamentable confusión”.

Con la suspensión de rutas a Venezuela, Avianca se sumó a otras aerolíneas como Aeroméxico, Latam, Lufthansa, Alitalia y Air Canada, que dejaron de volar a ese país debido a sus problemas cambiarios.