La Procuraduría Federal del consumidor (Profeco) impuso sellos de suspensión a 82 establecimientos en los que se comercializaban mezclas de bebidas alcohólicas y energizantes.

Ello, como resultado de un operativo de verificación nacional efectuado el pasado 15 de octubre en bares, restaurantes, discotecas y centros de entretenimiento de todo el país.

Dicho operativo, instruido por el procurador Ernesto Nemer Álvarez, tuvo como objetivo vigilar el cumplimiento de la alerta sanitaria que emitieron de forma conjunta la Profeco y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) el pasado 7 de octubre.

En esta alerta se advierte sobre las consecuencias del consumo de estas bebidas tiene para la salud, en particular en la elevación de la presión arterial y el riesgo de sufrir accidentes cardiovasculares.

El organismo detalló en un comunicado que de los 153 establecimientos visitados por los verificadores de la Profeco, en 82 se detectó la venta al público de estas bebidas, además de irregularidades como no mostrar cartas-menú, no contar con listas de precios a la vista y ofrecer publicidad engañosa.

Por ello, el personal de la Profeco procedió a la colocación de los sellos de suspensión de la actividad comercial.

Indicó que las entidades donde se realizó el mayor número de visitas fueron: Estado de México, con 16 verificaciones y seis suspensiones; Michoacán, con 15 verificaciones y 13 sellos impuestos; Ciudad de México, con 14 visitas de verificación y cinco suspensiones; Veracruz, con 11 verificaciones y cinco establecimientos suspendidos; Chihuahua, con ocho visitas y cinco sellos impuestos.

Asimismo, precisó que la intervención de la Procuraduría para advertir sobre las consecuencias negativas de esta mezcla de bebidas tuvo como antecedente la firma de un convenio entre ambas instancias, el pasado 5 de octubre.

Con esta firma, Nemer Álvarez y el comisionado federal, Julio Sánchez y Tépoz, acordaron emprender acciones conjuntas de manera inmediata que permitan garantizar la protección a la salud en el uso y consumo de productos.