El rey Juan Carlos I deja paso "al impulso de una nueva generación" y a la "estabilidad"

  • El monarca asegura que es el momento de dejar paso a las nuevas generaciones y que su hijo Felipe encarna la estabilidad y está preparado.
  • "He decidido poner fin a mi reinado", dijo en su discurso.
  • "Siento orgullo y gratitud hacia ustedes, por el apoyo que me han dado en mi reinado".
El rey, durante la celebración solemne de la Pascua Militar que presidió en el Palacio Real.
El rey, durante la celebración solemne de la Pascua Militar que presidió en el Palacio Real.
Sergio Barrenechea

En un discurso grabado y emitido este lunes, el rey Juan Carlos I ratificaba su intención de dejar el trono y afirmaba "con emoción" que abdicaba en favor del príncipe Felipe.

"En mi proclamación me propuse encabezar la ilusionante tarea nacional que permitió a los ciudadanos que permitió a los ciudadanos elegir a sus representantes", comenzaba diciendo en su discurso.

El rey quiere con el reinado de Felipe "garantizar la estabilidad" "Siento orgullo y gratitud hacia ustedes, por el apoyo que me han dado en mi reinado y hacer de éste un largo periodo de paz, estabilidad y progreso", añadía Juan Carlos I.

Como ya hiciera en su proclamación como rey, aseguró que ha querido ser "rey de todos los españoles" y ha asegurado que ha "gozado con vuestros éxitos y he sufrido cuando el dolor o la frustración os han embargado".

"Estos difíciles años nos han permitido hacer un balance autocrítico de nuestros errores y de nuestras limitaciones como sociedad", decía el monarca sobre la crisis económica, haciendo ver que "como contrapeso, también han reavivado la conciencia orgullosa de lo que hemos sabido y sabemos hacer y de lo que hemos sido y somos: una gran nación".

El paso a nuevas generaciones

"Todo ello ha despertado en nosotros un impulso de renovación, de superación, de corregir errores y abrir camino a un futuro decididamente mejor", afirmaba don Juan Carlos, que explicaba que "en la forja de ese futuro, una nueva generación reclama con justa causa el papel protagonista, el mismo que correspondió en una coyuntura crucial de nuestra historia a la generación a la que yo pertenezco".

El rey español ha asegurado que es el momento de dejar paso a las nuevas generaciones.

Además, insistió en que su hijo Felipe encarna la estabilidad y que tras cumplir los 76 años comenzó a preparar su relevo para garantizar esa estabilidad.

El rey española ha decidido abdicar en favor del Príncipe de Asturias para que don Felipe pueda "abrir una nueva etapa de esperanza en la que se combinen la experiencia adquirida y el impulso de una nueva generación".

"Hoy merece pasar a la primera línea una generación más joven, con nuevas energías, decidida a emprender con determinación las transformaciones y reformas que la coyuntura actual está demandando", ha asegurado don Juan Carlos. El rey aseguró que Felipe está plenamente preparado para reinar y para generar "esperanza".

"He decidido poner fin a mi reinado y abdicar la corona de España", afirmaba y terminaba su discurso diciendo que guarda y guardará "siempre a España en lo más hondo de mi corazón".