Casa de América en Madrid expone “Humor gráfico argentino”

Desde el concepto de que el humor argentino es conocido y apreciado, pero no suficientemente conocido, la Casa de América ofrece a sus visitantes la exposición "Humor gráfico argentino", en la...

Desde el concepto de que el humor argentino es conocido y apreciado, pero no suficientemente conocido, la Casa de América ofrece a sus visitantes la exposición "Humor gráfico argentino", en la Galería Gayasamín.

La exposición, que podrá verse hasta el 7 de octubre está estructurada en cinco apartados que abarcan desde los inicios del humor gráfico político de 1880 hasta las creaciones más actuales. Cuenta con la colaboración del humorista gráfico Fernando Sendra, quien ha realizado dos obras con su personaje Matías, para dar la bienvenida y la despedida a la muestra.

El comisario de la exposición, el argentino Pablo Feldmann, explicó a Notimex que la muestra se organizó a partir de la relación de su empresa, Gestión de Proyectos Culturales, con el Museo del Dibujo y la Ilustración de Argentina, colección privada itinerante, de unas 12 mil obras de alta calidad.

Además del Museo del Humor, que es una creación muy reciente y uno de los pocos museos que existen en el mundo con un fondo maravilloso de obras.

Desde esta relación, y desde el concepto de que el humor argentino es conocido y apreciado, pero no suficientemente conocido, el objetivo es presentar al interesado, al público español otros artistas, otros creadores, otros puntos de vista", dijo.

"Otros personajes que son igualmente emblemáticos para nosotros, a los más conocidos. Todos sabemos y todos conocemos a Quino, todos queremos y conocemos a Mafalda, pero hay personajes como el pequeño Matías, de Fernando Sendra, que queremos que se conozcan", añadió.

La primera parte de la exposición está dedicada al siglo XIX, momento en el que empiezan a aparecer grandes dibujantes como el francés Henry Stein y sus viñetas de "El Mosquito".

También en este primer periodo se sitúa "Don Quijote", fundada en 1881 por el madrileño Eduardo Sojo, quien firmaba sus ilustraciones como ‘Demócrito’.

Desde entonces y hasta la actualidad, la historia del humor gráfico no ha dejado de sumar nombres como Manuel Mayor (‘Heráclito’) o José María Cao (‘Demócrito II’).

El recorrido de la muestra continúa de la mano de la revista "Caras y Caretas", la primera revista dirigida a una gran audiencia que estuvo en activo entre finales del siglo XIX y principios del XX.

Esta revista tiene una importante presencia en la muestra, ya que fue la publicación que descubrió al primer personaje de la historieta argentina, Goyo de Sarrasqueta, un personaje que exhibe las pequeñas miserias de un inmigrante español, creado por Manuel Redondo.

El siguiente apartado está dedicado a la Edad de Oro de la viñeta argentina, que se inicia en 1921 y en la que aparecen revistas totalmente integradas por historietas.

Aquí se pueden ver publicaciones como "El Tony", que estuvo en el mercado durante 70 años, "Patoruzú" o "Rico Tipo", que dieron cabida a personajes clásicos como ‘Las chicas del Divito’ o ‘Piantadino’.

La última parte de la exposición se centra en las viñetas más contemporáneas (siglo XX y siglo XXI), donde han surgido nuevas publicaciones dedicadas íntegramente al humor gráfico.

Publicaciones infantiles como Billiken y dibujantes como Quino, Fontanarrosa, Maitena o Goyotambién aparecen en esta muestra que podrá verse hasta 7 de octubre en Casa de América.

Feldmann explicó en la entrevista que el humor argentino es de alta calidad en la ilustración.

"Realmente hay ilustradores que dibujan magníficamente bien, hay mucha inteligencia en la reflexión del contenido, y el humor argentino tiene un rasgo determinante que tiene que ver con la sutileza, con el juego del doble sentido", apuntó.

Subrayó que "no se trata del mensaje directo, del grotesco, no con el señor que se cae y se golpea, sino con la sutileza en el mensaje".

El comisario anotó que "por supuesto que esa forma de divertir con el golpe, con el choque, con el accidente, eso también se da".

No obstante, agregó que "si tengo que definir el humor argentino, yo lo definiría desde el ángulo de la sutileza y eso también tiene que ver con características migratorias que hubo en la Argentina".

Añadió que muchos inmigrantes que llegaron desde países de Europa Central llegaron a Argentina con una formación cultural muy poderosa y que tenían formas de poder expresar las cosas de esta manera.

"El humor no es tan frontal, no es de primera impresión, sino que tiene que ver con la sutileza, con el doble sentido, con la inteligencia en juego para interpretar el dibujo", concluyó.