El club de futbol Valencia buscaría denunciar al brasileño Neymar da Silva, esto si la sanción que recibe el equipo es grave, luego que los integrantes del grupo de animación “Curva Nord Valencia” lanzaran a la cancha una botella que impactó en la cabeza del delantero.

El conjunto “blanquinegres” protesta que en la cedula arbitral no se anotó que Neymar provocó a los aficionados, tras el gol que anotó el argentino Lionel Messi, con el cual los "azulgranas" se llevaron los tres puntos de la cancha del Mestalla.

Valencia sustentará su eventual demanda en el artículo 93 del código disciplinario de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), que dice: “un jugador que provoca o insulta a la grada generando incidentes puede ser sancionado duramente".

El castigo va de cuatro a 12 partidos, pero el árbitro Alberto Undiano Mallenco no apuntó la provocación del jugador a los aficionados luego del gol.

En caso de ser necesario, la directiva de Valencia actuará conforme al artículo 22, donde se buscará abrir una investigación sobre el incidente.