La directiva del club Tomateros de Culiacán contrató hoy al experimentado lanzador estadounidense Manny Barreda, como refuerzo para lo que resta de esta campaña 2017-18 de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP).

Barreda pudo llegar a la organización de Culiacán, gracias a un intercambio de dos jugadores que la directiva "guinda" realizó con su similar del conjunto de Cañeros de Los Mochis.

En este movimiento, Tomateros envió a Cañeros a los jóvenes prospectos, el infielder Héctor Guerrero, y el pitcher José Valenzuela, quienes fueron la moneda de cambio para que Manny Barreda llegara a Culiacán.

Originario del estado de Arizona, Manny Barreda ya había jugado para el club de Tomateros en las pasadas campañas del 2013-14, 2014-15 y 2015-16, que fue la de la obtención del campeonato de la LMP para Culiacán.

Después de su paso con Tomateros, Barreda fue enviado a la organización de Cañeros, con los que tuvo destacados números, como un juego sin hit ni carrera el 26 de noviembre de 2016, ante Naranjeros de Hermosillo.

La calidad de Manny Barreda se comprobó también en el circuito de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB) de verano, en la que también logró un partido sin hit ni carrera, con el club Toros de Tijuana, en un duelo ante Olmecas de Tabasco.