Técnico de Toluca reconoce perseverancia de su equipo para venir de atrás

El argentino Hernán Cristante, técnico del club de futbol Toluca, destacó que su equipo fue capaz de salir con el triunfo sobre Atlas gracias a que nunca bajaron los brazos, luego que en dos...

El argentino Hernán Cristante, técnico del club de futbol Toluca, destacó que su equipo fue capaz de salir con el triunfo sobre Atlas gracias a que nunca bajaron los brazos, luego que en dos ocasiones estuvieron abajo en el marcador, para al final ganar por 3-2.

“Se utilizaron los recursos que se tienen y el equipo salió avante a través de la determinación, de la voluntad y no bajar los brazos. Lo mejor de esto es que pese al buen inicio, el equipo tiene buena humildad para trabajar, sabe qué es lo que quiere y cuál es el objetivo fundamental día a día”, dijo.

Comentó que fue un juego complicado, ya que, desde su perspectiva, ofrecieron un desempeño adecuado que les debió permitir la ventaja al final del primer tiempo de este encuentro por la fecha tres del Torneo Apertura 2017 de la Liga MX.

“Fue uno de esos partidos, sobre todo el primer tiempo, un poco más raro porque el equipo tuvo el control, tuvo el dominio, generó situaciones, creo que andábamos muy apurados pero lo estaba haciendo de buena manera, nos encontramos con el gol en contra y eso te desespera un poco”, apuntó.

Recordó que tras la falla del penal por parte de Rubens Sambueza fueron capaces de levantarse de esta situación para rescatar el empate e irse así al descanso.

“El segundo tiempo también el equipo buscó el control, estuvimos un poquito más pasivos a mitad de la cancha, estábamos jugando duelos más individuales pero me gustó el equipo porque nunca bajó los brazos; después de lo que vimos el torneo anterior es fácil bajar los brazos y pensar: otra vez; una pelota que se desvía con cierta dosis de mala fortuna, pero el equipo la siguió peleando”, acotó.

Cristante destacó que además de ofrecer un buen futbol, la obligación de este equipo es la de dejar todo en la cancha y pelear hasta el último minuto.

“La promesa que podemos hacer el equipo y yo, es entregarse como se entregan, seguir trabajando de la misma manera; el buscar siempre las mejores opciones para que el equipo sea uno de los protagonistas en el torneo. Esto recién empieza, no hay que tirar campanas al vuelo ni tampoco creernos que así está bien, siempre hay algo que mejorar”, sentenció.