La defensa del equipo Guadalajara Femenil, Priscila Padilla, aceptó el nivel de exigencia física que ha representado el trabajo de pretemporada que han realizado de cara al Torneo Apertura 2018 de la Liga MX Femenil.

“Por las tardes corremos regularmente entre tres y cinco kilómetros, y nos lo dividen en corridas de 300 o 500 metros, es un trabajo muy intenso y algo pesado”, dijo.

Manifestó que pese a esta situación saben bien que solo si se preparan de esta manera serán capaces de alcanzar un nivel óptimo en todos los aspectos.

“Somos conscientes de que esto es lo que fortalece el fondo físico y es lo que nos ha ayudado a superar a nuestros rivales en los 90 minutos de cada partido”, apuntó.

Destacó que en lo personal su objetivo “es ganarme un lugar en el once titular porque quiero ayudar al equipo a que tenga un gran torneo y por eso me esfuerzo a tope desde ahora”.

“Siempre he dejado y dejaré todo en la cancha por esta playera que tanto quiero y me gustaría que mis buenas actuaciones con Chivas me lleven a la Selección, para lo cual primero tengo que convertirme en pieza fundamental del equipo”, sentenció.