Real Madrid viajó este miércoles a Estambul, Turquía, para tratar de obtener su cuarta victoria consecutiva en la Liga Europea de Baloncesto, al visitar al campeón defensor Fenerbahce, que además lleva mejor campaña.

“Cada partido tiene su dificultad y su importancia. Ellos cuentan con una plantilla con muchos puntos fuertes y tienen jugadores muy versátiles. Competir en Estambul contra un equipo como ellos es un reto y somos conscientes de que nos esperan 40 minutos muy duros”, señaló el entrenador madridista Pablo Laso.

Luego de una irregularidad, la quinteta blanca parece encontrarse mejor cohesionada para llevar tres victorias consecutivas y ubicarse en la sexta posición de la clasificación general con ocho juegos ganados y seis perdidos; Fenerbahce es cuarto con 9-5.

“Si queremos ganar tendremos que hacer un buen partido en todos los aspectos, defender e intentar controlar el ritmo del encuentro porque el Fenerbahçe es el actual campeón de Europa”, abundó el estratega.

El ala pivote Felipe Reyes comentó que visitar la cancha como la del Fernerbahce es muy difíciles estando los titulares o no. “Vamos con el objetivo de ganar y seguir con la racha, pero es verdad que ellos son los actuales campeones de Europa, tienen un gran equipo y no va a ser fácil”.

En su camino a la corona, el equipo turco eliminó a los blancos en la ronda semifinal, por eso Reyes compartió que es un partido más y no hay ánimo de revancha. “Son temporadas diferentes y jugadores diferentes, y queremos ir allí a jugar un buen partido y ganarlo”.