El pugilista sonorense Orlando “Siri” Salido dijo que luego de hacer un balance y en la tranquilidad de su hogar analizó el tema de su retiro, “el sábado en la noche dejé que mis sentimientos y frustraciones me hicieran decir cosas que no pensé bien”.

El sábado pasado el peleador anunció su retiro del deporte, tras perder ante Miguel “Mickey” Román en la Arena del Mandalay Bay de Las Vegas, Nevada.

“Después de examinar bien mi preparación y la pelea, me di cuenta que el peso también fue parte del problema el pasado sábado”, comentó desde su casa de Arizona.

Añadió que la preparación realizada para la pelea del sábado pasado fue buena, pero consideró que el combate lo dejó desde la báscula, “no es excusa pero una pelea en 18 meses no me ayudó a mantenerme en condición para lo que fue una preparación sumamente fuerte, pero en la cual el peso se convirtió en el obstáculo a superar”.

Refirió que analizó el panorama y determinó seguir en el deporte para el próximo año y “si sale algo bueno en las 130 o 135 libras pues pensaría seriamente regresar a pelear”.