El mediocampista Pablo Barrera negó que existieran pretextos por el hecho de que esta tarde Pumas de la UNAM empató sin goles frente a Tuzos de Pachuca, en un partido perjudicado por la lluvia, correspondiente a la fecha cuatro del Torneo Apertura 2018 de la Liga MX.

Por más que el agua haya afectado las condiciones del terreno de juego en el Olímpico Universitario, la precipitación fue para las dos escuadras, ahora que el partido se disputó a las 16:00 horas y no al mediodía como era costumbre para los "felinos", inclusive el cambio de horario no agradó del todo a Barrera.

“No (me gusta el horario), pero sobre todo por la lluvia, pero sabemos que la lluvia es para los dos equipos, no es para nada pretexto y lo bueno es que se consiguió el empate y un punto más”.

En zona mixta, el volante por derecha lamentó que por las afectaciones la escuadra del Pedregal no pudo plasmar un mejor desempeño, aunque reiteró que continuó con la cosecha de puntos.

“La cancha... por la lluvia no se podía (jugar mejor), pero pudimos sacar un punto, seguimos sumando, era un partido difícil, no se podía hacer lo que practicamos en la semana”, explicó.

Los auriazules ocupan los primeros lugares de la tabla con 10 unidades después de cuatro fechas del actual certamen, por lo que Barrera enfatizó que hay que “irnos contentos, tranquilos, se sumó y es bueno para el equipo, para la afición”.