Morelia empata con The Strongest y compromete su participación en la Libertadores

  • Pablo Escobar adelantó a los bolivianos al minuto 8.
  • David Depetris emparejó para los michoacanos.
  • Monarcas necesita ganar o empatar por dos o más goles.

El equipo mexicano Monarcas Morelia no pudo en casa y puso en entredicho su pase a la ronda de grupos, tras empatar 1-1 ante The Strongest de Bolivia, en partido de ida de la primera fase de la Copa Libertadores de América 2015.

El paraguayo naturalizado boliviano Pablo Escobar adelantó a los visitantes, al minuto ocho, pero el argentino David Depetris logró el empate, al 35.

Morelia viajará a Bolivia para entrar en la fase de grupos en la Copa Libertadores Para avanzar, el cuadro mexicano necesita el triunfo por cualquier marcador en el juego de vuelta, o el empate por dos o más goles. Mientras los de Bolivia requieren de la victoria o, en su caso, de un empate sin goles.

El primer gol se originó en un tiro libre por derecha ejecutado por el paraguayo naturalizado boliviano Pablo Escobar que no llevaba nada, sin embargo, Mauro Cejas se abrió en la barrera para dejar pasar el tiro que se coló pegado al poste, ante la lenta reacción de Carlos Rodríguez, al minuto ocho.

Este golpe fue duro para los de casa, que tardaron aun más en meterse al juego, ya que los errores defensivos de Joel Huiqui y Marco Palacios hacían más latente una segunda anotación de la visita, que la paridad en el marcador.

Y cuando menos mostraban los "purepechas" argumentos para emparejar los cartones, una buena triangulación permitió al argentino Martín Depetris conectar un centro de Mauro Cejas para batir a marcos Vaca, al minuto 35 e irse así al descanso.

La tónica en el complemento fue la misma, con unos "purepechas" llenos de deseos, pero muy imprecisos en su futbol, aunado a sus evidentes carencias de mediocampo al frente.

Mientras que el "Tigre" no cambió, ellos ya habían hecho su tarea de marcar como visitantes y solo esperaban bien parado atrás, en busca de explotar ese espacio largo que les otorgaba su rival en ese afán de ir al frente.