Luchador Dulce Gardenia cumplió un objetivo, pero sueña llenar la México

El luchador Dulce Gardenia se mostró satisfecho luego de su exitosa presentación en la Arena México, feliz por haber cumplido uno de sus objetivos, pero con sueños por cumplir y, por qué no, llenar...

El luchador Dulce Gardenia se mostró satisfecho luego de su exitosa presentación en la Arena México, feliz por haber cumplido uno de sus objetivos, pero con sueños por cumplir y, por qué no, llenar el inmueble.

En el marco del “Día Internacional del Orgullo LGBTTTI”, el gladiador se presentó la noche del viernes en el inmueble y venció en un duelo a una caída a Disturbio, feliz de su actuación y listo para llevar su papel de exótico a lo más alto en la lucha libre.

“Estoy igual de nervioso que hace dos semanas, me llevo un buen sabor de boca como todos esperábamos, estoy contento con este recibimiento y ahora más tranquilo por esa lucha, listos para demostrar de qué estamos hechos”, dijo.

Luego de lo vivido en la “Catedral” y de la respuesta de la gente, Dulce Gardenia dejó en claro que está listo para ser el estandarte de los exóticos en la empresa.

“Estoy en la mejor disposición de retomar ese papel de exótico en la empresa, doy el ancho, lo demostré y me respondieron, estoy capacitado, que vean mi sed y hambre de estar en esta empresa y sacar adelante a mi familia”.

Agradecido con el apoyo que le brindó la comunidad gay en los últimos días, incluso muchos en el inmueble para apoyarlo, comentó que su presentación en la “seria y estable” será algo inolvidable.

“Tanto sufrimiento que tengo, la noche del viernes se me olvidaron mis problemas, me voy contento, sé que saldré adelante. Desde que me paré en el ring la gente se volvió loca; me llena en el alma, es algo que nunca se me va a olvidar en la vida”.

Luego de aseverar que ya demostró su talento y que espera nuevas oportunidades, lamentó que incluso en su familia no supieron reconocer su trabajo, aunque ahora lo único que le interesa es sacar adelante a los suyos y seguir su camino luchístico.

“Había familia que me tachaba de gay, no sabían cuál era mi trabajo, me tacharon de ser joto, no me querían en mi familia, ahora hasta con mis papas se toman fotos”, añadió Dulce Gardenia, quien tras la alegría que significó presentarse en la México, tiene más sueños.

“Quiero volver a pisar la arena y quiero llenarla como lo hacían las grandes estrellas aquí, ojalá llegue a tener un lugar taquillero, voy a seguir entrenando duro, preparándome mejor, me pondrán muchas pruebas, más experimentados, debo estar preparado para cualquiera que me pongan”.

-Fin de nota-