El entrenador Alfredo Gorráez dijo que llegar a los Juegos Olímpicos de Invierno PyeongChang 2018 fue un largo proceso para cada uno de los cuatro competidores, ya que pasaron por varios eventos clasificatorios con alto nivel.

“La verdad que no fue fácil, Germán es un hombre excepcional, un deportista, un mexicano con una voluntad de acero y ejemplo para todos nosotros y además, los demás también tuvieron que mostrar su carácter para ganarse su lugar”, dijo en referencia a su pupilo, el esquiador Germán Madrazo.

Indicó que ya tener la seguridad de estar en la máxima justa olímpica invernal, es un ejemplo del arduo sacrificio vivido y con la meta de culminar todo el proceso, “ahora sólo falta llegar a la sede olímpica para demostrar nuestro nivel”.

Explicó que juntos, con un trabajo en equipo, lograron el boleto olímpico para representar a México, un país donde los deportes de invierno no son un elemento de prioridad, ya que no hay zonas nevadas en donde se pueda practicar.

“Esto representa la culminación de un esfuerzo, de prácticamente una vida para él y en los últimos años para nosotros. Esperamos que esto sea inspiración para los jóvenes mexicanos no necesariamente en deportes de invierno, sino en la actividad que decidan”, declaró.

El equipo nacional que tomará parte en el evento invernal está integrado por Rodolfo Dickson (ski alpino), Robert Franco (estilo libre) y Germán Madrazo (ski de fondo), además de Sarah Schleper (ski alpino).

Esta última competidora se integrará al equipo mexicano en Corea, ya que se encuentra en Europa, en donde cierra la etapa de preparación para la competencia coreana.