Luego de su victoria sobre el estadunidense Neeco Macías, el boxeador mexicano Jesús Soto Karass puso en duda su retiro y podría seguir con su carrera profesional, al menos por una pelea más.

“Voy a hablar con mi equipo para ver si esa fue mi última pelea”, manifestó el pugilista sinaloense luego de imponerse por decisión mayoritaria a Macías (97-93, 96-94 y 95-95), en el pleito realizado la víspera en el Fantasy Springs Casino de Indio, California.

Soto Karass anunció que la del jueves sería la última pelea de su carrera profesional, pues con 36 años y 17 de trayectoria, era el momento de decir adiós.

Pero la gran exhibición ofrecida en Indio, California, lo hizo dudar, pelea en la que según Compubox el vencedor lanzó mil 848 golpes, de los cuales conectó 507, por mil 504 y 612 de su rival, de manera respectiva.

“Me siento feliz, peleé contra un gran guerrero. Siempre digo que sin importar si es un triunfo, derrota o empate, los aficionados siempre ganan cuando ven una de mis peleas”, comentó el sinaloense.