El bateador venezolano Jairo Pérez es el nuevo refuerzo de Olmecas de Tabasco en la Liga Mexicana de Beisbol (LMB), anunció este sábado la directiva del club que preside Juan Luis Dagdug Nazur.

Con la llegada del toletero "llanero" se busca darle mayor poderío ofensivo al equipo tabasqueño, para acompañar en la producción de carreras al cubano Ronnier Mustelier y al también venezolano Frank Díaz.

Jairo Pérez tendrá su tercera experiencia en el béisbol de la LMB, pues en 2016 estuvo con Delfines de Ciudad del Carmen, con los que en 91 partidos tuvo porcentaje de bateo de .275, con 88 hits, 13 cuadrangulares y 47 carreras producidas.

En 2017, al moverse la franquicia de Ciudad del Carmen a Durango y convertirse en Generales, Pérez bateó para .336, con 115 incogibles, 20 dobles, 14 homeruns y 65 carreras producidas.

En los equipos que ha jugado, Pérez ha demostrado su valor ofensivo con el bateo de profundidad y se caracteriza por ser un tolete efectivo con compañeros en las bases al impulsar carreras.

Pérez batea y lanza a la derecha. Nació en Acarigua, Venezuela, el 10 de junio de 1988 y ha tenido participación en siete campañas en las Menores con Mets de Nueva York, donde sumó 205 remolcadas, 37 estacazos de cuatro esquinas, 202 carreras anotadas y 105 bases por bolas.

El sudamericano jugó en 2015-2016 en la liga de su país, donde durante el rol regular lideró en el departamento de producidas, con 39, sitió que compartió con Alex Cabrera y Carlos Rivero, que consiguieron la misma cifra.

Jairo conectó un total de 18 dobles en la liga venezolana, 14 en la temporada regular y cuatro durante los playoffs con Navegantes.

A partir de este sábado, el manager olmeca, Alfonso Jiménez, ya podrá contar con los servicios de Pérez, quien portará el número 71 de su nueva franela, al ocupar la plaza que dejó vacante para extranjero el cubano Hassan Pena.