Atlanta se perfila como bicampeón de Conferencia Nacional en NFL 2017

Halcones de Atlanta parece encaminado a repetir el título de la Conferencia Nacional en la temporada 2017 de la Liga Nacional de Futbol Americano, y aunque su rival es más difícil de predecir...

Halcones de Atlanta parece encaminado a repetir el título de la Conferencia Nacional en la temporada 2017 de la Liga Nacional de Futbol Americano, y aunque su rival es más difícil de predecir, Gigantes de Nueva York, Empacadores de Green Bay y Halcones Marinos de Seattle están a la cabeza de la lista.

Con una ofensiva que sufrió pocos cambios, salvo la salida del coordinador Kyle Shanahan y la llegada de Steve Sarkisian, Halcones se enfocó en reforza a una defensiva que dejó algo que desear el año pasado y que en este verá llegar al tackle Dontari Poe y al ala defensivo Jack Crawford, ambos vía agencia libre.

Del mismo modo, en el draft se hicieron con los servicios del ala defensivo Takkarist McKinley, su selección de primera ronda, y del apoyador Duke Riley, en tercera. Aunque cabe señalar que también perdieron al ala defensivo Dwight Freeney.

Con todo esto y con Matt Ryan todavía en los controles de la mejor ofensiva del año pasado, Atlanta luce como el casi seguro ganador en la División Sur del "viejo circuito", donde, quizá, sólo Bucaneros de Tampa Bay, que espera que el pasador Jameis Winston por fin dé el estirón que se espera de él.

Los grandes contendientes del año pasado se espera que vuelvan a serlo este año, empezando con Gigantes de Nueva York, que aunque perdió al estelar receptor Víctor Cruz, sumó dos nuevos talentos para respaldar el brazo del veterano quarterback Eli Manning: el receptor Brandon Marshall y el ala cerrada Evan Engram.

Marshall, un veterano de 12 temporadas, llegó procedente de Jets de Nueva York vía agencia libre, en tanto Engram fue la primera selección de Gigantes en el pasado draft y ambos deberían tener un impacto inmediato en la ofensiva aérea de los pupilos de Ben McAdoo.

Si alguien podría darle batalla a los neoyorquinos en la División Este de la Conferencia Nacional ese sería Vaqueros de Dallas, el cual, no obstante, tendrá que sortear la ausencia del estelar corredor Ezekiel Elliot, quien tendrá que enfrentar una suspensión de seis juegos, lo cual podría dejar vulnerable el ataque terrestre de los texanos.

En el panorama general, Empacadores de Green Bay podría considerarse el favorito para repetir en la final de la NFC, con el estelar Aaron Rodgers en los controles y, con 13 años en la Liga, quizás ante una de sus últimas oportunidades de volver a ganar un Súper Tazón.

El gran problema para los pupilos de Mike McCarthy es la salida de sus dos mejores corredores: Eddie Lacy y James Starks, quienes dejaron la responsabilidad en un no tan confiable Ty Montgomery, aunque la llegada del ala cerrada Martellus Bennett debería darle potencia al ataque aéreo de Rodgers.

Vikingos de Minnesota será la piedra en el zapato de Empacadores en la División Norte del "viejo circuito", pues aunque perdieron al estelar corredor Adrian Peterson, se hicieron con los servicios de otro acarreador de primera línea al firmar a Latavius Murray, para apoyar la labor del quarterback Sam Bradford.

Green Bay y Nueva York, no obstante, deberán tener un ojo bien puesto en el Oeste de la Nacional, donde Halcones Marinos de Seattle parece estar volviendo por sus fueros, en especial en una división donde nadie parece hacerle sombra.

Los "emplumados" se reforzaron en serio en todas sus líneas y con pocas pérdidas que lamentar verán llegar a Lacy procedente de Empacadores, para reforzar un ataque terrestre que el año pasado, tras el breve retiro de Marshawn Lynch, fue el número 25 de la Liga.

Además, el mariscal de campo Russell Wilson parece estar en plenitud de facultades tras dejar atrás una seguidilla de lesiones que afectó seriamente a su equipo, el cual no debería encontrar gran oposición en al sector más flojo del circuito.

Los dos boletos de comodines serán objeto de una cerrada batalla, en la que podrían estar involucrados equipos como Dallas, Minnesota y Tampa Bay, aunque tampoco se puede descartar a Cardenales de Arizona y al subcampeón del Súper Bowl 50, Panteras de Carolina, que busca salir del bache en que cayó el año pasado.

Con todo esto, la apuesta más segura sobre los contendientes para el Juego de Campeonato de la Conferencia Nacional parece ser la de un Halcones-Gigantes, aunque los otros 14 equipos del sector todavía tienen mucho que decir al respecto.