El mexicano Miguel “Alacrán” Berchelt quiere dejar huella en el boxeo y hacer su propia historia, listo para demostrarlo el próximo 23 de junio cuando enfrente al argentino Jonathan Barros.

Berchelt, campeón mundial superpluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) realizó una práctica abierta a los medios de comunicación en el “Caballero Boxing Club” de Hermosillo, donde esta semana cierra su preparación.

“Tengo que hacer mi trabajo en superpluma, quiero dominar la división. Hay un solo Julio César Chávez, hay un solo Miguel Canto, un solo Miguel Berchelt, quiero dejar huella en el boxeo solo como Berchelt”, dijo.

En entrevista con los medios que se reunieron para presenciar su entrenamiento, dijo que la preparación ha sido óptima y que está listo para noquear al "pampero".

Durante la práctica, el “Alacrán” (33-1, 29 KO's) lució fuerte, preciso y rápido rumbo a su tercera defensa titular, misma que realizará ante Barros (41-5-1, 22 KO's) en el Poliforum Zamná de Mérida, Yucatán, ciudad a la que llegará el sábado.

Realizó cuatro rounds de sparring con Ángel Salomón, con el que tuvo fuertes intercambios y demostró su calidad; para terminar la jornada, realizó ejercicios con aparatos y demostró que la preparación ha sido óptima.

La pelea en Mérida será otro sueño hecho realidad para Berchelt, pues la considera su segunda casa. Cumplió el de coronarse, el de presentarse en su natal Cancún como campeón y ahora pelear en Mérida, y no descarta, en algún momento de su carrera, exponer su cetro en Hermosillo, Sonora, donde vive y entrena.

Lo que dejó en claro es que no buscará a ningún rival, solo está enfocado en Barros y, si sigue como campeón, en la defensa obligatoria ante su compatriota Miguel “Micky” Román, pero dispuesto a enfrentar a pugilistas como el estadunidense Gervonta Davis y el ucraniano Vasyl Lomachenko, entre otros.