Roberto Vilches dice que no le gustaba correr y por eso eligió salto

Por Lorenzo Rodríguez Blancas. Enviado

Por Lorenzo Rodríguez Blancas. Enviado

El mexicano Roberto Vilches dijo que la medalla de bronce conseguida este viernes, en el salto de altura de los Juegos Panamericanos Lima 2019, es motivo de orgullo y además porque se da en una prueba que empezó porque “no me gustaba correr”.

El capitalino se mostró satisfecho por ser parte de la delegación mexicana de atletismo que ha comenzado a dar grandes resultados, en especial en las pruebas de fondo, en donde cada vez se nota más el nivel.

En los Juegos Panamericanos Lima 2019 , el atleta mexicano logró una marca de 2.26 metros, lo que le valió llevarse la medalla de bronce en su debut en este tipo de justas.

“Era una competencia bastante pareja. Todos tenían marcas altas y además algunos con experiencia mundial y olímpica, incluso, unos ya con marcas para el Mundial en Qatar”, explicó.

Sostuvo que ser parte de una representación exitosa es alentador para todo lo que se desea hacer en el camino a los Juegos Olímpicos, “a los cuales quiero llegar y tener este tipo de triunfos es motivo para seguir entrenando cada vez más”.

Abundó que “es bastante alegre representar a mi país y a esta pequeña selección que está haciendo historia”.

Recordó que llegó a practicar el salto porque no le gusta correr y un día “cuando jugaba futbol soccer lo enviaron a hacer ejercicios para correr para tener condición, pero como no me gusta y además era sólo un momento, y después de un año me cambié a los saltos”.

Luego, recordó, llegó a la Olimpiada Nacional, en donde quedó de primero, “el Comité Olímpico me ofreció competir allá y fue que comencé en los saltos y le he agarrado mucho amor a este deporte”.

Destacó que en cada salto debe tener paciencia para ejecutarlo, porque “cuando empiezas a desesperarte no salen, y a perder el ritmo. Pero en esta ocasión así lo hice y logre este resultado”.

El mexicano se va motivado de los Juegos Panamericanos, en espera de tener un plan de trabajo para la siguiente campaña, ya que al ni haber dado la marca para el Mundial en Qatar, se quedará a planear su ruta a Tokio 2020.