Premian en RD a campeones del Clásico Mundial 2013, ocho meses después

En República Dominicana el refrán que dice "más vale tarde que nunca", está hoy más que vigente, tras celebrar este jueves la conquista del título 2013 del Clásico Mundial de Beisbol, que logró hace ocho meses la selección nacional.

Con un desfile por las principales avenidas y calles de esta capital dominicana, cientos de aficionados y los estelares toleteros quisqueyanos, celebraron en grande el ganar ese Clásico Mundial de Beisbol 2013, casi a principios de año, en marzo pasado.

Esta celebración se aplazó estos ocho meses, debido a que todos los jugadores estrellas que ganaron la corona del Clásico Mundial de Beisbol 2013 de manera invicta, tuvieron compromisos inmediatos con sus respectivos clubes de las Grandes Ligas, por lo que no pudieron acudir a festejar los días posteriores a esa conqusta.

"Más vale tarde que nunca", comentaron cientos de personas aficionadas que vieron desfilar a sus héroes deportivos rumbo al Palacio Nacional, donde eran esperados por el presidente Danilo Medina Sánchez, quien los felicitó con un desayuno y la entrega de un costoso anillo de campeones.

Estos anillos, similares a los que entrega el beisbol de Grandes Ligas a los campeones de la Serie Mundial, tuvieron un costo de 100 mil dólares, cifra que pagó el gobierno dominicano, que así agradeció a los peloteros su entrega y por la felicidad que le dieron al pueblo dominicano, apasionado por el "rey de los deportes".

Encabezados por el mánager Tony Peña y por el gerente asistente, el ex ligamayorista Moisés Alou, acudieron a esta celebración estelares toleteros dominicanos como Hanley Ramírez, Robinson Canó, Nelson Cruz, Miguel Tejada, Francisco Peña, Wandy Rodríguez, Edinson Vólquez y Fernando Rodney, entre otros más del equipo nacional.

"Ustedes demostaron que los dominicanos somos los mejores del mundo en el beisbol, llenaron de orgullo a todo el país y le dieron al pueblo una gran esperanza que tanto se necesita", les dijo el presidente Medina, mientras entregaba el valioso anillo a Robinson Canó, "Jugador Más Valioso" del Clásico Mundial.

Al término del desayuno en Palacio Nacional, todos los jugadores desfilaron por las diversas calles de la capital, ante miles de aficionados que llenaron todos los rincones por donde pasaron las destacadas estrellas del beisbol quisqueyano, durante casi tres horas de multicolor recorrido.

La celebración concluyó en el Estadio Quisqueya, en donde el presidente de la Federación Dominicana de Beisbol, Héctor Pereyra, invitó a Moisés Alou, para que repita como gerente general de la selección nacional para el cuarto Clásico Mundial del 2017.