Peña Nieto pide privilegiar la voz y la representación de la mayoría

El presidente Enrique Peña Nieto aseguró que no esperaba "unanimidad" en todas las reformas estructurales, por lo que en democracia se debe privilegiar la voz y la representación que tenga la mayoría.

En medio del anuncio del Partido de la Revolución Democrática (PRD) de abandonar el Pacto por México, el mandatario federal advirtió que "hemos sido claros invariablemente con quienes participamos en este acuerdo político, de que no necesariamente debíamos encontrar siempre unanimidad, pero si el consenso suficiente".

"Somos un país con distintas visiones, un país diverso y plural y en el que todas las voces merecen ser escuchadas. Pero, como en democracia, o como debe ser en democracia, sin duda debe privilegiarse la voz o aquella representación que tenga mayoría. Aquella en la que haya un mayor consenso", sostuvo sin mencionar en todo su discurso al PRD.

El Ejecutivo federal advirtió que esa es la ruta de trabajo que han seguido en este primer año de gestión, que ha permitido aprobar las reformas laboral, educativa, telecomunicaciones y competencia económica y hacendaria.

Dijo que eso se ha logrado gracias al respaldo y apoyo de las distintas fuerzas políticas, de unas y de otras, que algunos momentos han estado más en favor del proyecto que hemos impulsado y que han enriquecido con su participación.

"Y así seguiremos trabajando, porque tenemos claro que para asegurar que México tenga mejores condiciones, sea un país abierto a más oportunidades para los jóvenes, se tiene que transformar de raíz y hacer ajuste estructurales".

Advirtió que no se puede seguir con las reglas, andamiaje y condiciones del pasado, por lo que insistió que su gobierno está decido apoyar la agenda de transformaciones y están por delante importante reformas: la política y la energética.

Ésta última, dijo, garantizando que el Estado mexicano y todos los mexicanos mantengan la propiedad de los hidrocarburos, "podamos encontrar mecanismos que posibiliten el desarrollo de las fuentes generadoras de energía de nuestro país, para abaratar los costos, para volver a México más competitivo, para atraer más inversiones y generar más empleo.

Frente al gobernador de Chihuahua, César Duarte, los secretarios de Hacienda y Desarrollo Social, el mandatario federal dijo que a unos días de cumplir un año al frente del gobierno, mantiene su decisión de seguir impulsando cambios y transformaciones que aseguren que desde ahora y futuras generaciones tengan mejores condiciones y mayor desarrollo para todos los mexicanos.

Adelantó que habrá toda una comunicación que precise los beneficios de las reformas que se han aprobado, pero más allá, lo importante es que cada mexicano lo pueda sentir de manera directa.

Admitió que lograr estas reformas no sólo basto tener la firme decisión y voluntad política para lograrlo, sino encontrar en este clima de civilidad y acuerdo la participación de las fuerzas políticas del país, a través del Pacto por México, que definió una agenda de trabajo y transformaciones.

"Seguiremos trabajando en esta ruta, porque somos un país democrático, con distintas visiones, un país diverso y plural, donde todas las voces deben ser escuchadas y como en democracia debe privilegiarse la voz y la representación que tenga mayoría, aquella donde haya un mayor consenso", insistió.