Reitera Yingluck rechazo a la violencia mientras protestas crecen

La primera ministra tailandesa Yingluck Shinawatra reiteró hoy que está abierta al diálogo y rechazó la violencia, mientras manifestantes que critican su mandato daban flores a miembros de gobiernos provinciales al ampliar su movimiento.

La jefa del gobierno tailandés habló a la prensa antes de que comenzara el segundo día del debate de no confianza en el Parlamento, donde pidió a los manifestantes abstenerse de cerrar edificios gubernamentales como lo han hecho desde el pasado lunes.

Insistió en que ha ordenado a los gobiernos provinciales y a la policía proteger los edificios de gobierno, pero sin emplear la fuerza contra los manifestantes.

También rechazó que exista un "Thaksin régimen", y aseguró que existe un solo gobierno que es el de la democracia, indicó el sitio informativo MCOT.

Las protestas van contra un decreto de amnistía que fue rechazado por el Senado tailandés a principios de este mes, y que se argumenta que de ser aprobado permitiría el regreso al país de Thaksin Shinawatra, hermano de la actual jefa de gobierno.

Primer ministro de febrero de 2001 a septiembre de 2006 cuando fue derrocado, Thaksin se exilió en 2010 en Reino Unido, donde se ha dedicado a sus negocios personales.

El ex jefe de gobierno se encuentra convicto de corrupción y el proyecto de amnistía permitiría su absolución de los delitos por los que fue condenado en ausencia y su regreso a Tailandia, aunque su caso sería uno de los 25 mil 331 que cubriría el ordenamiento legal.

Este miércoles 11 provincias del sur tailandés se sumaron a las protestas que han tenido como eje a Bangkok, la capital, con manifestantes rodeando los edificios locales de gobierno donde al llegar, entregaron flores a los funcionarios y empleados.

En el sur tailandés el Partido Demócrata, uno de los principales que organiza las protestas, tiene una fuerte base electoral, recordó la versión electrónica de The Nation.

De acuerdo a este medio, empleados y funcionarios de las oficinas gubernamentales han recibido de buen grado a los manifestantes. "Hablando con franqueza, este gobierno no me gusta", dijo una trabajadora anónima de la Organización de Teléfonos de Tailandia (TOT).

Los ministerios que siguen cercados en Bangkok son los de Finanzas, Industria, Energía, Trabajo, Salud, Asuntos Exteriores y Comercio.

La extensión del movimiento a provincias sureñas sigue al llamado del principal líder del movimiento, Suthep Thaugsuban, quien anoche dijo que no acatará la orden de arresto librada en su contra por efectuar reuniones ilegales y la toma de ministerios, citó The Bangkok Post.

Suthep enarbola un plan de seis puntos: sistema electoral libre de compra de votos, medidas efectivas anticorrupción, capacidad de la gente para remover políticos y descentralización administrativa.

Reforma política que incluya manejo de la policía en manos de gobernadores provinciales electos, reforma administrativa que evite que los funcionarios públicos sean servidores de los políticos, y resolver problemas en educación, asuntos sociales, salúd pública y transportes.