Nacif solicita a legisladores no experimentar en materia electoral

Benito Nacif, presidente provisional del IFE, reiteró su compromiso de que no habrá parálisis ni vacío de autoridad y llamó a los legisladores a no experimentar ni recurrir a fórmulas o esquemas que no han probado su eficacia en la materia.

Entrevistado al término de la sesión ordinaria, saludó los consensos que basados en fórmulas exitosas y en experiencias probadas pudieran alcanzar los partidos políticos representados en el Congreso de la Unión, en torno a la creación del Instituto Nacional Electoral (INE).

No obstante pidió a los legisladores ser muy cautelosos y prudentes en las modificaciones que aprueben y en la que están involucradas las instituciones electorales del país.

Sugirió "no hacer experimentos de resultados inciertos, basar las reformas en las experiencias que ya tenemos -una experiencia considerable- en la organización de las elecciones y tratar de no recurrir a fórmulas o esquemas que no han sido probados y de los cuales no tenemos conocimientos".

Nacif Hernández dijo que lejos de paralizarse, el Instituto Federal Electoral (IFE) sigue adelante a pesar de la falta de cinco de sus integrantes y del ajuste a su presupuesto para 2014 que aprobó la Cámara de Diputados.

"Tal y como lo dijimos en esta sesión, el compromiso que hicimos los consejeros es que no habría parálisis ni habría vacío de autoridad", resaltó el servidor público.

Recordó que todos los ciudadanos desean que la autoridad electoral no desaparezca, que garantice el cumplimiento de la ley, la observancia de las disposiciones jurídicas, el orden jurídico y el Estado de derecho.

Respecto al análisis en el Senado de la República sobre la creación del INE sin la necesidad de desaparecer los órganos electorales locales, Nacif dijo que estas propuestas deben de "aterrizarse" lo más pronto posible, de tal forma que a esa institución le dé tiempo de organizar los comicios federales intermedios de 2015.

También celebró los acuerdos políticos que se realizan principalmente en el Senado, que será la Cámara de origen, y "saludamos desde el IFE los consensos en torno a las reglas electorales entre todos los actores políticos, (pues) fortalecen a la democracia".

Sobre el lapso en que pudieran alcanzar esos consensos indicó que "sí me preocupan los tiempos. Es la primera preocupación porque después de los consensos en torno de los cambios institucionales, deben venir los consensos ya en torno a la legislación secundaria".

Opinó que las modificaciones electorales deben permitir al IFE o al INE, "cualquiera que sea la institución o como se llame la institución, hacer todo el trabajo reglamentario sin que se ponga en riesgo el proceso electoral de 2014".

En este sentido reiteró su llamado a la Cámara de Diputados para que designen a la brevedad posible a los cinco consejeros electorales faltantes, entre ellos el presidente del IFE.

Comentó que a pesar de la situación excepcional en el IFE, con sólo cuatro de los nueve integrantes que deben integrarlo, el Consejo General sigue adelante, aunque el acuerdo de gobernabilidad que aprobaron los consejeros "funciona sólo en el corto plazo".

A pregunta expresa, Benito Nacif Hernández reconoció que ha habido sobrecarga de trabajo en la Comisión de Quejas y Denuncias, el Registro Federal de Electores y el Servicio Profesional Electoral.

Sobre el ajuste de 500 millones de pesos al presupuesto del instituto aprobado por la Cámara baja, destacó que acatarán el recorte ordenado por los legisladores, por lo cual la Comisión de Presupuesto trabaja en el calendario y esquema con el que trabajará el organismo.

"El compromiso que tenemos es que el ajuste no afecte nuestras actividades de servicio a la ciudadanía, particularmente los trámites de credenciales 09 y 12", puntualizó el consejero presidente interino del Instituto Federal Electoral.