Llama Vázquez Mota a reconstruir el PAN para ser una oposición

La ex candidata presidencial del Partido Acción Nacional (PAN), Josefina Vázquez Mota, llamó a reconstruir esta fuerza política para ser una oposición digna y crear el contrapeso que requiere México.

A través de su cuenta de Facebook, en el editorial titulado "La hora de reconstruir al PAN", la panista destacó que "frente a un México en riesgo, no hay tiempo ni espacio para dejar de actuar; es tiempo de hacer lo correcto".

La aspirante a dirigir este instituto político dijo que no es posible renunciar a ser una oposición real, digna y con agenda sustantiva para México, que construye acuerdos porque así conviene a millones de mexicanos y no sólo por satisfacer intereses de grupo o particulares.

"El PAN tiene que ser una oposición que, con firmeza y sin complicidad, sea la voz de la ciudadanía, la alternativa sería tanto como renunciar a nuestra esencia, también a un presente y futuro de libertades, renunciar a la exigencia en el cumplimiento de la ley y de la estabilidad", señaló.

En ese sentido, indicó que la amenaza a la viabilidad de las familias mexicanas es real, por lo que el PAN tiene que ser una oposición que diga sí a lo que realmente salvaguarda y promueve con dignidad.

Asimismo, abundó, a la responsabilidad de un mejor futuro para los mexicanos; rechazar con energía, argumentos sólidos y propuestas, todo aquello que esté del lado de la opacidad y que signifique regresión o amenazas para los ciudadanos.

"Esa y no otra es la esencia del PAN que es imperativo rescatar", resaltó al puntualizar que ante cualquier duda, serán los principios quienes darán la luz y la fuerza para actuar.

Destacó que no es tiempo de venganzas ni de más autodestrucción y encono, porque "sólo hay tiempo para reconstruir al PAN como una institución sólida, con militantes orgullosos de su historia pero, particularmente, del futuro".

Mencionó que los panistas tienen que recuperar la confianza de la ciudadanía y convencerla que tienen la capacidad de hacer posible la construcción de un país moderno sin corrupción y con excepcional desempeño económico.

"En el PAN no hay espacio para las visiones mesiánicas y es claro que las grupales y corruptas deben dejar el partido. La reconstrucción requiere esfuerzo, valor y compromiso; llevará tiempo y habrá reacciones de oposición particularmente de aquellos que perderán prebendas y beneficios", advirtió.

Vázquez Mota subrayó su orgullo por el PAN, así como de su esencia democrática, de su propósito ciudadano. "Estoy orgullosa de decenas de mujeres, jóvenes y hombres, que ayer y ahora, son fieles a los principios y convicciones más profundas, actúan sin descanso y particularmente, sin rendición", reiteró.

Sin embargo, en su escrito por Facebook mencionó que el partido requiere reconstrucción y un liderazgo fuerte, para lo cual cada panista debe elegir su trinchera.

Con un liderazgo fuerte y legítimo, abundó, "cada uno de nosotros, cada quien en su trinchera, podremos contribuir a que el PAN no sólo recupere su vitalidad, sino que se convierta en una fuerza formidable, capaz de regresar triunfante al poder. Las condiciones están dadas, ahora toca a nosotros hacer nuestra parte".

La ex secretaría de Educación, puntualizó que una patria ordenada exige panistas así, con un ejercicio del poder apegado a las leyes y a la ética, con disciplina y trabajo, no lealtades de nómina y menos complicidades.

"Una patria generosa, demanda panistas generosos, solidarios, subsidiarios, capaces de construir y formar nuevos liderazgos, de retomar nuestras convicciones liberales y abrir las puertas del partido especialmente a los jóvenes", reiteró.

Sólo con panistas libres de corrupción, enfatizó, libres del mandato de una nómina, libres por la fuerza de las convicciones "pondremos con orden y generosidad construir el PAN del futuro que estoy segura nos está aguardando".

En el escrito reconoce la fuerza y voces recias de líderes, así como de militantes del PAN, reconoce también errores que cometió en el quehacer de la campaña presidencial, y critica que el PRI, a un año de ganar las elecciones presidenciales demuestra que no ha cambiado.

"Dentro de la propia casa del PAN a nivel municipal, estatal, y desde la propia dirigencia, en diversos momentos, se consintieron atropellos y también se protegieron".

Finalmente, advirtió que hoy están frente a uno de los momentos más urgentes y decisivos en la historia del partido y también de México.