En breve comenzará retiro de vendedores ambulantes del Metro: Ortega

El proceso de retiro de vendedores ambulantes del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro comenzará en los próximos días, con la llegada de 250 agentes de la Policía Bancaria e Industrial, anunció Joel Ortega Cuevas.

El director del STC Metro también dio a conocer, en conferencia, la encuesta que se llevará a cabo los días 29 y 30 de noviembre, y 2 de diciembre, para preguntar a los usuarios si están de acuerdo con el aumento de dos pesos a la tarifa de ese transporte, como propone.

Respecto al desalojo de comerciantes informales, Ortega Cuevas subrayó que se cambiará a todo el personal de seguridad, pues están coludidos con los grupos que operan de manera ilegal en el Metro, por lo que gradualmente serán sustituidos por la policía del Distrito Federal.

Además, destacó que habrá nuevas normas para los comercios formales que utilicen hornos de microondas, calentadores u otros aparatos que produzcan calor, pues tendrán que evitar el uso de los mismos, a fin de reducir la temperatura en el interior de las instalaciones.

En este sentido, Ortega Cuevas refirió que 45 estaciones presentan aumento de temperatura, y llegan a darse entre siete y ocho casos diarios de mujeres o adultos mayores que se desvanecen en esta red de transporte.

Asimismo, indicó que a partir de enero el Metro entregará una tarjeta inteligente en la compra de cada cinco boletos, y grupos vulnerables, adultos mayores, jóvenes del Instituto de la Juventud del Distrito Federal (Injuve) y policías podrán utilizarlo de forma gratuita.

El director del Metro expuso que actualmente el servicio se subsidia con siete pesos por boleto, pero de darse el aumento de dos pesos se subsidiaría solamente 5.50 pesos, y no recibe apoyo del gobierno federal por el uso de luz.

Para concientizar a los usuarios se lleva a cabo en toda la red una campaña mediante la cual pretenden hacer conciencia e informar de los rubros que se beneficiarían con el aumento, como el mantenimiento y compra de 45 trenes nuevos, la renovación integral de la Línea 1 y remodelación de las estaciones más dañadas.

También, la reparación de 105 trenes que están fuera de servicio, así como las mejora para tiempos de recorridos, la incorporación de mil 200 policías, la realización de renivelación de vías, reincorporación de 10 trenes férreos y eliminación del pago de torniquetes.

Joel Ortega abundó que serviría para la sustitución de 50 escaleras eléctricas en las Líneas 1,2 y 3, la compra de tres mil 705 ventiladores para vagones y 258 compresores para mejorar el sistema de frenado, la compra de un sistema de radiocomunicación y la modernización del sistema de torniquetes.