Fue Juan José Gurrola un provocador e irreverente artista mexicano

Dramaturgo, escenógrafo, actor, director, coreógrafo, cineasta, poeta, músico, periodista, arquitecto, diseñador, fotógrafo, artista plástico, pero sobre todo un irreverente creador, renovador de la escena artística mexicana, fue Juan José Gurrola, quien nació el 19 de noviembre de 1935, en la capital mexicana.

Hijo de un pionero en la radio-novela en México, Juan José Gurrola realizó estudios en Estados Unidos y en México, país donde cursó la carrera de Arquitectura en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señala el sitio electrónico especializado "Artes Escénicas".

Considerado un apasionado practicante, pensador y docente del arte dramático en México, Gurrola Iturriaga perteneció a la conocida "Generación de medio Siglo".

En 1956 realizó su primera intervención escénica como actor de obras de teatro. Un año más tarde, comenzó a dirigir el grupo de teatro de la Facultad de Arquitectura de la máxima casa de estudios de este país.

Con una beca que le fue otorgada por la Fundación Rockefeller, el dramaturgo realizó estudios de Dirección y producción teatral. En Nueva York, se convirtió, también, en estudiante huésped de diseño y tecnología teatral en el Living Theatre, añade el portal "artesescenicas.uclm.es".

La publicación electrónica "Punto de partida" de la UNAM, destaca la participación de Gurrola en el Movimiento Pánico, realizando productos de vanguardia con rasgos de terror y humor, así como raíces oníricas y surrealistas, de la mano de los fundadores del movimiento, Alejandro Jodorowsky, Fernando Arrabal y Roland Topor.

Sin embargo, el dramaturgo siempre demostró un constante cambio en el estilo de sus obras. Según sus biógrafos, también trabajó con base en la teoría del caos, el estudio de la cuántica y el materialismo mecánico.

A consecuencia de su pensamiento cambiante, Gurrola llegó a describir su trabajo como indefinible, no obstante, se manifestó como un heredero de la obra de Marcel Duchamp, Francis Picaba y Philip Guston, describe el sitio "puntodepartida.unam.mx".

A lo largo del camino, el dramaturgo participó en variados festivales y coloquios de países como Cuba, Estados Unidos, Francia, México, Grecia e Italia, destaca por su parte la fundación Gurrola en su portal de Internet.

Ganador del Premio Nacional de Ciencias y Artes de 2004, Gurrola es recordado por su amplio legado, el cual incluye colaboraciones como artista plástico en el Museo Tamayo, de la Ciudad de México; La Bienal de Medellín, en Colombia, y el Phoenix Art Museum, en Phoenix, Arizona, Estados Unidos, por mencionar algunos.

En materia teatral, montó obras como "La hermosa gente" (1957), "El alfarero" (1959), "Nietzsche in the Kietzschen" (1969), "Él" (1973), "Lástima que sea puta" (1978), "Pasiphae" (1983) y "Alice en el país de las apariencias entre la vida y la muerte. Amén" (1999).

Destacó como promotor de la vida cultural de México en la pintura de vanguardia del siglo XX. En su faceta documentalista, cuenta con títulos como "Vicente Rojo y José Luis Cuevas" (1963), el drama "Trajinera" (1965) y "Alberto Gironella" (1963), documental por el cual recibió Mención honorífica en el Festival de Cortometraje de Guadalajara.

Siempre vinculado a proyectos encabezados por la UNAM, Juan José Gurrola murió el 1 de junio de 2007, a consecuencia de un problema hepático.