Refuerzan campaña de hijo de mexicanos a alcaldía de San Diego

El dirigente de derechos humanos Christian Ramírez se dedica este fin de semana a apoyar a David Álvarez, hijo de campesinos inmigrantes mexicanos, quien trata de convertirse en el primer latino en ser alcalde de San Diego.

"A partir de este momento me sumó a los esfuerzos de mi comunidad para hacer historia con David Álvarez como alcalde de San Diego", dijo Ramírez, rumbo a los comicios especiales que se realizarán este martes.

Álvarez, de 32 años de edad, creció en el barrio latino Logan de San Diego y se le conoce por ser "una persona con firmes principios basados en la justicia social y en la igualdad".

Como el regidor más joven del cabildo de gobierno de San Diego, Álvarez representa a varias comunidades latinas y de otras minorías étnicas, así como a parte de la frontera de California con México.

El director de la Coalición de Comunidades Fronterizas dijo que además de tener una trayectoria política completamente vinculada con lo latinos y familias trabajadoras de San Diego, David Álvarez podría hacer historia en California si gana la elección.

"De ganar, se convertiría en el primer edil de origen mexicano de San Diego desde que terminó el conflicto bélico de mediados del siglo XIX entre México y Estados Unidos", reflexionó.

Las encuestas dan ventajas al aspirante republicano Steve Faulconer, también regidor local.

Según un sondeo que publica este domingo el diario San Diego Union Tribune, Faulconer tendría el 40 por ciento de los votos, mientras Álvarez y Nathan Fletcher estarían empatados con alrededor de 25 puntos.

Otra encuesta, de la consultora Datamarc, aplicada el pasado 13 de noviembre, también concede la victoria a Faulconer, pero revela que Álvarez ya aventaja con por lo menos 10 puntos a Fletcher y ahora se acerca a los índices que alcanza Faulconer.

Mientras cabildea en la campaña de Álvarez, Ramírez comentó: "Siempre me había mantenido al margen de los procesos electorales, pero nuestra comunidad tiene la posibilidad de hacer historia".

"Esta vez podemos asegurarnos que finalmente la ciudad tenga un gobierno que reconozca la importante contribución de las familias migrantes al crecimiento económico, social y cultural de San Diego", observó.

Quien gane la elección terminará el periodo que dejó inconcluso Bob Filner al renunciar al cargo el pasado 30 de agosto.