Educación es prioridad en relación México-Canadá: diputada

La educación es una prioridad en la relación México-Canadá para la conformación del futuro, donde el desarrollo y fortalecimiento de las habilidades personales son necesarias en un entorno altamente globalizado, afirmó la diputada Dora María Talamante Lemas.

Al término de su participación en la XIX Reunión Interparlamentaria México-Canadá, señaló que a 70 años del inicio de relaciones diplomáticas "hemos establecido una sólida relación con base en el mutuo compromiso, por lo que es muy importante consolidar una alianza estratégica en términos de intercambio académico".

Explicó que si bien las relaciones entre ambos países se intensificaron en el renglón económico a partir de la firma del Tratado de Libre Comercio con América del Norte "también hemos logrado una mayor dinámica en lo educativo, cultural y social, con una orientación hacia el bienestar de nuestros connacionales".

"Sabemos que la educación de calidad es esencial para que nuestros países sigan desarrollándose de forma competitiva, por lo cual en Nueva Alianza consideramos recomendable ampliar los más de 400 programas de intercambio académico entre universidades de México y Canadá", dijo.

Este compromiso permitiría fortalecer el capital humano que representan los jóvenes y, con ello, "mejorar nuestros indicadores de competitividad y desarrollo económico", resaltó la representante de Nueva Alianza.

Reconoció que el cumplimiento del acuerdo para promover el intercambio cultural, a través de la firma y entrada en vigor del Programa para la Movilidad Juvenil (Youth Mobility Programme), en enero de 2011, ha permitido a jóvenes mexicanos favorecer su desarrollo personal y profesional.

"El paso siguiente puede ser el intercambio catedrático, para construir una visión de mayor éxito a futuro mediante la mutua capacitación pedagógica y el intercambio de experiencias en este renglón", indicó.

Subrayó que otro tema importante abordado en la interparlamentaria fue el referente a las compañías mineras canadienses, que explotan las minas mexicanas a bajo costo y con enorme utilidad para ellos.

Incluso legisladores de ese país reconocieron que "las grandes reservas de oro de Canadá no están allá, sino que se las llevan de México", y este es un asunto que debe ser puntualmente atendido por las autoridades mexicanas.

Destacó que según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, a 2010 Canadá tenía inversiones en 209 de las 279 empresas del ramo presentes en México.

Puntualizó que una de las peticiones más sentidas de los legisladores mexicanos a los congresistas de Canadá es eliminar la visa para los connacionales que quieran visitar ese país.