Impulsará GDF uso de transporte sustentable

El jefe de gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, anunció que durante su gestión habrá un importante respaldo a los sistemas de transporte no contaminantes como son los casos de EcoBici y los automóviles eléctricos compartidos.

El ex procurador capitalino dijo que lo anterior es parte de un compromiso asumido con la ciudadanía en el sentido de impulsar acciones que contribuyan a la mejora de su calidad de vida.

"Vamos a seguir con estas estrategias, más Parques de Bolsillo, más transporte público, más EcoBici, más espacio recuperado, más y mejor convivencia en la ciudad. Queremos disfrutarla, que haya espacios para el peatón, para los ciclistas y para los autos compartidos", agregó.

Al celebrar el primer aniversario del sistema de vehículos eléctricos compartidos Carrot, el mandatario local reiteró que el gobierno de la ciudad sigue una ruta específica encaminada a reducir el uso de los automóviles particulares.

Así como mejorar el transporte público y ofrecer diversas opciones a quienes transitan por la capital mexicana.

Luego de realizar un recorrido en bicicleta y conducir un automóvil eléctrico, Mancera Espinosa resaltó los logros de ambos medios de transporte.

En primera instancia, señaló que el sistema ha alcanzado los 10 mil usuarios registrados, y que a un año de su funcionamiento, ningún vehículo ha sido vandalizado; en tanto que sólo el uno por ciento de las unidades de EcoBici ha sufrido algún daño.

Por su parte, la secretaria del Medio Ambiente, Tanya Müller García, celebró que los usuarios de EcoBici y Carrot puedan acceder a ambos servicios, ya que esto incentiva el transporte intermodal en la capital.

Destacó que la utilización de los sistemas de autos compartidos representa sacar de circulación a entre 15 a 20 vehículos comunes; en tanto que los usuarios de unidades eléctricas compartidas aumentaron alrededor del 50 por ciento los viajes en transporte público.

Asimismo, redujeron un 30 por ciento el uso de automóviles particulares y casi el 80 por ciento desistió de adquirir un segundo auto.