Cae popularidad de mandataria Rousseff a 30 por ciento

La popularidad de la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, ha caído a 30 por ciento, desde la primera semana de junio, cuando comenzaron las manifestaciones en demanda de mejoras en todos los servicios públicos.

De acuerdo con una encuesta aplicada a unas cuatro mil personas de 196 municipios brasileños, la imagen de la mandataria Rousseff ha ido en picada, ya que en marzo pasado su gobierno contaba con más del 60 por ciento de aprobación.

Antes de que se registraran todos estos brotes de inconformidad, las estadísticas señalaban que Rousseff era favorita para reelegirse en las elecciones presidenciales de octubre próximo.

Las protestas que iniciaron en Sao Paulo por el aumento a las tarifas del transporte público desencadenaron una ola de manifestaciones en todo el país, en demanda de mejoras a los servicios de salud, educación y transporte.

Los brasileños también han salido a las calles para rechazar las inversiones que se han hecho para la Copa Confederaciones Brasil 2013 y la Copa del Mundo 2014.

Para mañana domingo, se espera una gran movilización en Río de Janeiro para hacer presencia en la final de la Copa Confederaciones 2013, que será disputada en el estadio Maracaná entre el equipo local y España.